Suspenden recorte salarial para Banxico

Reforma
2019-01-08

Un Ministro de la Suprema Corte de Justicia autorizó hoy al Banco de México para pagar a sus funcionarios salarios hasta 50 por ciento mayores al del Presidente de la República.

El Ministro Alberto Pérez Dayán admitió a trámite y concedió una suspensión en la controversia constitucional promovida por Banxico para impugnar la Ley Federal de Remuneraciones de los Servidores Públicos.

"El Ministro instructor acordó otorgar a Banxico la suspensión solicitada, a efecto de que no se aplique la ley impugnada a los servidores públicos de la institución, hasta en tanto la Corte no resuelva el fondo del asunto, y que sus sueldos se fijen conforme a la excepción prevista en el artículo 127 constitucional, que permite establecer sueldos mayores al del Presidente de la República hasta en un 50 por ciento", informó la Corte.

Dicha excepción esta prevista para funcionarios o técnicos altamente especializados.

Ello implica que el Gobernador, los miembros de la Junta de Gobierno, y altos funcionarios de carrera de Banxico, podrán percibir hasta 2.4 millones de pesos netos anuales en 2019, y no los 1.6 millones derivados de los 108 mil pesos de salario mensual que el Presidente López Obrador se autoasignó.

Hasta 2018, el Gobernador y subgobernadores de Banxico percibían entre 2.9 y 3 millones de pesos netos anuales, por lo que de todos modos tendrán una reducción, pero mucho menor a la que ya habían previsto en su tabulador para 2019, que los dejaba a ellos y sus principales subordinados en el tope de 1.6 millones.

Pérez Dayán también admitió una controversia similar de la Comisión Federal de Competencia Económica, pero no concedió suspensión porque no fue solicitada.

Este Ministro ya conocía desde diciembre de una acción de inconstitucionalidad promovida por senadores de Oposición contra la misma ley, de ahí que le han sido turnados los casos relacionados.

En esa acción, Pérez Dayán concedió una suspensión qué obligó a la Cámara de Diputados a aplicar exclusivamente la Constitución al aprobar el Presupuesto de Egreso, sin tomar en cuenta la Ley de Remuneraciones.
 

Ve Ministro riesgo a autonomía

En su resolución, Pérez Dayán estimó que estaría en riesgo la autonomía del Banco de México si sus funcionarios son sujetos al tope salarial determinado por López Obrador.

Además de la Ley de Remuneraciones, la suspensión impide aplicar a Banxico los artículos 16, fracción II, inciso c), y los Anexos 23.1.2 y 23.1.3 del Presupuesto de Egresos de la Federación (PEF) para 2019, que fijan el ingreso neto anual del Presidente en 1.6 millones de pesos.

"De no concederse la medida solicitada se afectarían irreparablemente los principios constitucionales que rigen al Banco de México, contenidos en los párrafos sexto y séptimo del artículo 28 de la Constitución federal y los derechos fundamentales que se aducen como vulnerados, ocasionando con ello daños irreversibles a los servidores públicos de esa institución", afirmó el Ministro.

Recordó que, si dentro de algunos meses la Corte invalida la Ley Federal de Remuneraciones y los apartados del PEF que fueron impugnados, esa sentencia no tendría efectos retroactivos, y no se podría reembolsar a los funcionarios lo que dejaron de recibir.

Al sujetar los salarios en Banxico al articulo 127 de la Constitución, Pérez Dayan permitió que se aplique el principio de especialidad, por el que funcionarios técnicos de alto nivel pueden ganar hasta 50 por ciento más que el Presidente de la República.

La resolución del incidente de suspensión en la controversia 2/2019, enfatiza que el presupuesto de Banxico no es fijado por la Cámara de Diputados, pues el banco central se maneja con sus propios recursos.

Además, las remuneraciones de sus funcionarios toca fijarlas a un comité en el que participan la Comisión Nacional Bancaria y de Valores y la Secretaría de Hacienda.

Dicho Comité, en la toma de sus resoluciones, deberá considerar las remuneraciones existentes en Banxico y las que se pagan en el mercado laboral del sistema financiero, para que se cuente con el personal idóneo, según establece la Ley del organismo.

Es la primera vez en su historia que Banxico promueve una controversia constitucional ante la Corte, lo que evidencia la preocupación del órgano por la fuga de talento que podría experimentar.