Sufre fujimorismo derrota; agrava crisis

Reforma
2019-01-10

Lima, Perú— El partido fujimorista Fuerza Popular sufrió una dura derrota al tener que retirar una moción de censura que presentó contra el presidente del Congreso peruano, Daniel Salaverry, con lo que agravó la crisis interna que le ha restado fuerza al interior del Parlamento, que dominaba desde 2016.
La agrupación que lidera Keiko Fujimori, quien cumple 36 meses de prisión mientras es investigada por presunto lavado de activos, dio marcha atrás en su intención de censurar a Salaverry solo dos horas antes del inicio de una sesión en la que, según todas las previsiones, no contaba con los votos necesarios.
La solicitud de censura solo tenía las firmas de 36 congresistas, por lo que la secretaria general de Fuerza Popular, Luz Salgado, había admitido que carecían de los votos para su aprobación, pero dijo que iban a promover por una "cuestión de honor".
El miércoles, Fuerza Popular se había quedado solo en su intención de censurar a Salaverry, con el anuncio del Partido Aprista Peruano, que habitualmente apoya sus propuestas, de que se iba a abstener en la votación.
Además, se mostraron contra esa medida la bancada Liberal, Alianza para el Progreso, Nuevo Perú, Cambio 21, Frente Amplio, Acción Popular y Peruanos por el Kambio.
Ese mismo día, Salaverry oficializó su renuncia a Fuerza Popular, al que había pedido licencia mientras preside el Legislativo, y casi de inmediato fue seguido por los legisladores Miguel Castro, Rolando Reátegui, Yesenia Ponce y Glider Ushñahua.
Con esa medida, el fujimorismo se quedó con 56 parlamentarios del total de 130 que conforman el Congreso y vio disminuir el poder que obtuvo en las elecciones de 2016, cuando ganó 73 escaños.
En diciembre de 2017 sufrió su primera crisis interna, con la renuncia de Kenji Fujimori y otros diez legisladores, en medio del intento de Fuerza Popular de destituir al entonces Mandatario Pedro Pablo Kuczynski, quien finalmente renunció en marzo de 2018 por sus vínculos con la constructora brasileña Odebrecht.
En esta ocasión, Fuerza Popular había pedido la censura de Salaverry por sus infracciones al reglamento del Congreso y porque consideraba "imperativo" defender la Constitución y las leyes, exigiendo al igual que a todas las bancadas.
La bancada fujimorista abandonó este lunes la sesión del pleno luego de considerar que Salaverry no respetó el reglamento del Congreso al ignorar sus pedidos para que haga que el parlamentario liberal Alberto de Belaunde "retire sus palabras" tras afirmar que tienen un "pacto de impunidad".