Hallan familiares fosa en Sinaloa

Reforma
2019-01-06

Culiacán Un total de mil 21 fragmentos de huesos calcinados fueron encontrados en una fosa clandestina dentro de un campo agrícola al norte de Culiacán, Sinaloa, tras la búsqueda de un colectivo de familiares de personas desaparecidas.
El hallazgo ocurrió en el terreno donde el pasado 11 de abril se localizaron los restos de dos militares originarios de Durango y un hombre que prestaba el servicio privado de transporte Uber.

La Fiscalía General del Estado identificó a los militares como Víctor Alfonso Morales Medrano y José Eduardo Navarro Magallanes, mientras que el nombre del chofer fue reservado.

En ese descubrimiento se resguardaron mil 21 fragmentos calcinados, entre los que se reconocieron dientes y amalgama dental.

María Isabel Cruz Bernal, líder del colectivo de personas desaparecidas, Sabuesos Guerreras, señaló que la localización de la fosa fue por una búsqueda programada con el fin de rastrear áreas donde podrían estar los restos de su hijo.

"Yo me puse a mapear más o menos a dónde se lo pudieron haber sacado, más que nada es eso, empezar a buscar donde se había encontrado anteriormente algún desaparecido, por ejemplo los militares que se encontraron aquí", dijo.

Cruz Bernal es madre de Yosimar García Cruz, policía municipal de Culiacán desaparecido desde el 26 de enero del 2017 por un grupo de personas que llegaron a su casa con capuchas y portando armas largas.

El plagio sucedió días después de que José Antonio Saavedra Ortega e Israel Ruiz Félix, otros dos policías municipales, fueron privados de su libertad.

A la fecha, las autoridades locales sólo han confirmado la muerte de Ruiz Félix, luego de que el colectivo encontró sus restos calcinados en un terreno de San Pedro, en el municipio de Navolato.

Desde 2017, el colectivo Sabuesos Guerreras ha registrado más de 30 fosas clandestinas, donde se han encontrado cuerpos en estado de putrefacción y decenas de fragmentos calcinados de hueso.

Uno de esos hallazgos ocurrió el 11 de junio, cuando se encontraron 5 mil 126 fragmentos, de los cuales aún no se tiene un resultado de parte de la Fiscalía General, organismo que en un comunicado informó que se analizarían en el laboratorio de genética forense local.

"Aún estamos esperando que nos digan algo de los restos que encontramos el 10 de diciembre, no sabemos si les hicieron las pruebas de ADN, si ya lo entregaron, no sabemos absolutamente nada, entonces ahorita también nos vamos a dedicar a hacer todo eso", señaló Cruz Bernal.

Datos públicos de la Fiscalía estatal indican que de 2006 a 2016 se tienen documentadas hasta 139 fosas clandestinas en la entidad, lo que la coloca en el quinto lugar a nivel nacional en casos de este tipo.