• Sábado 17 Noviembre 2018
  • 3:04:34
  • Tipo de Cambio $18.25 - $19.10
  • 3°C - 36°F
  1. Sábado 17 Noviembre 2018
  2. 3:04:34
  3. Tipo de Cambio $18.25 - $19.10
  4. 3°C - 36°F
  5. Siguenos en Facebook - eldiariodechihuahua.mx
  6. Siguenos en Twitter - eldiariodechihuahua.mx

Deportes

Carles Puyol y Kobe Bryant comparten sus glorias

Excélsior | Sábado 03 Septiembre 2016 | 06:31 hrs

Agencias |

Ciudad de México.- La capital mexicana resplandeció anoche con dos deportistas que fueron parte de épocas brillantes con sus equipos profesionales. El recién retirado basquetbolista Kobe Bryant y el exfutbolista Carles Puyol fueron de las principales atracciones durante la jornada de México Siglo XXI, evento organizado por Fundación Telmex en el Auditorio Nacional con miles de los estudiantes más destacados que el corporativo apoya.

Bryant y Puyol compartieron sus glorias y sus momentos más complicados en trayectos que fueron paralelos, pero con rumbos diferentes.

En la hoja de vida del exfutbolista español sobresalen los seis títulos de Liga y tres Ligas de Campeones de Europa con el Barça; una Eurocopa y un Campeonato del Mundo con la Furia Roja a lo largo de 15 años.

El currículo de Bryant no demerita el tan distinguido trato que  siempre lo acompaña como uno de los mejores basquetbolistas en la historia luego de conquistar con los Lakers cinco títulos de la NBA, y ser nombrado en dos ocasiones el Jugador Más Valioso (MVP) de las Finales; también el Más Valioso de la temporada de la campaña 2007-2008 y representando a Estados Unidos presume un par de oros en los Juegos Olímpicos (Beijing 2008 y Londres 2012).

“Mi papá me enseñó que si no era bueno podía regresar a casa, pero que nunca podía fracasar por qué no lo había intentado”, dijo durante su ponencia Puyol a los nueve mil jóvenes en el Auditorio Nacional.

Su padre, recordó Puyol, no sabía nada de futbol, pero le enseñó que tenía que trabajar duro para ser el mejor. En el caso de Kobe Bryant, éste creció en una familia que siempre estuvo vinculada al basquetbol y desde pequeño siempre lo acompaño un balón y puso su mente en este deporte por encima de todo lo demás.

“Entendí que lo que hacía era trabajo duro hasta que me convertí en profesional, cuando llegué a la NBA. Iba de fiesta, salía, pero prefería jugar”, explica Bryant, quien se retiró tras 20 años con los Lakers de Los Ángeles al final de la más reciente campaña.

Ambos jugadores se convirtieron en líderes que llevaron a sus equipos a ser los mejores.

“Creo que con el pasar de los años fui madurando y entendiendo mi posición dentro del equipo. A veces me tocaba decir al resto de los jugadores cosas que en realidad no querían escuchar”, explicó Bryant.

“En 2007 no cumplimos las expectativas. Me sentía responsable como capitán, pensé que no había gestionado bien al equipo y como lo dijo Kobe, muchas veces tienes que decir cosas que no van a agradar”, recuerda Puyol, quien reconoce que vivió un mal momento, pues además ese año sufrió su primera lesión de rodilla, un mal que lo acompañó en su carrera.

Las lesiones pusieron fin a las trayectorias tanto de Bryant como de Puyol. Jugaron hasta que su cuerpo lo dio todo. Ahora con menos de 40 años han elegido un nuevo camino lejos del deporte.

“Yo quería jugar hasta los 41 años, pero la lesión en la rodilla me hizo tomar la decisión antes”, explica Puyol, quien actualmente trabaja como agente de jugadores.

Bryant, por su parte, inició una nueva aventura como director de una empresa de tecnología dirigida a mejorar el rendimiento de los deportistas. Dice que no entrenaría jamás a un equipo.

 

Celebran a las estrellas

Kobe Bryant y Carles Puyol han hecho del Auditorio Nacional un escenario parecido al que jugaron, aunque sin equipo rival. Ambos, multicampeones en la NBA y en el futbol, con los Lakers de Los Ángeles y el FC Barcelona, corresponden un ida y vuelta de preguntas ante poco más de nueve mil asistentes, que los ven fuera y dentro del inmueble.

El grito de “MVP, MVP” antecede cada intervención del basquetbolista angelino, como cuando tiraba en el Staples Center. “Lo que hago no es lo que soy, sino lo que hago”, sostiene. Y poco después aparece Puyol, acompañándolo en el discurso: “Yo, al igual que Kobe, no entiendo el deporte sin darlo todo. Las lesiones son consecuencias, daños colaterales. Pero entiendo la vida así”.

La mayor parte del público la conforman jóvenes estudiantes, que vieron jugar a ambos. “Lo más difícil no es ganar, sino ganar después de ganar”, dice el zaguero español. Esta vez, no hay rivales de por medio; esta vez, también la victoria es para ambos.

  -  Alberto Aceves

 

Sulaimán coloca a Stallone abajo de Ali

Para Mauricio Sulaimán, presidente del Consejo Mundial de Boxeo (CMB), el actor estadunidense Sylvester Stallone, intérprete y director de la saga de películas de Rocky, es, sólo detrás de Muhammad Ali, el mayor representante del boxeo en el mundo.

“El aporte de Stallone, con las películas de Rocky, es sólo comparable al del más grande de todos (Muhammad Ali)” dijo Sulaimán, quien fue el anfitrión durante la ponencia de Stallone en  el evento México Siglo XXI, organizado por la Fundación Telmex, en el Auditorio Nacional.

Sulaimán le recordó a Stallone cómo, pese a no estar en una situación económica favorable, él no vendió el guión de Rocky, que era codiciado por muchos productores.

“Yo sabía que Rocky era yo,  es mi historia. Yo también luché mucho para poder encontrar algo, la escuela nunca se me dio, fui un pésimo estudiante, realmente pensé que nunca iba a poder trascender en algo”, dijo Stallone.

El actor destacó entre sus pugilistas preferidos a los mexicanos Julio César Chávez, Érik Morales y al panameño Roberto Mano de piedra Durán.

“Generalmente los mejores boxeadores son los que se inspiran en alguien más, los que salen a pelear pensando en el mejor futuro de sus hijos, en el de sus padres”, explicó el actor quien disfrutó en la entrega del premio Oscar de 1976 cómo su creación de Rocky se llevó tres estatuillas, destacando la de Mejor Película.

El jerarca del CMB destacó la relación que él y su familia han tenido con el actor desde hace muchos años, en los que el boxeo ha sido una pasión que comparten.

“Sylvester es un hombre de familia, siempre ha privilegiado el contacto con sus hijas”, explicó Sulaimán.

Este es un espacio de opinión abierto, sin embargo, los comentarios no deberán contener lenguaje soez ni ataques personales, de lo contrario serán eliminados.






Estás utilizando AdBlocker D: Quizás te interese este artículo