• Domingo 18 Noviembre 2018
  • 17:00:30
  • Tipo de Cambio $18.25 - $19.10
  • 20°C - 69°F
  1. Domingo 18 Noviembre 2018
  2. 17:00:30
  3. Tipo de Cambio $18.25 - $19.10
  4. 20°C - 69°F
  5. Siguenos en Facebook - eldiariodechihuahua.mx
  6. Siguenos en Twitter - eldiariodechihuahua.mx

Economia

La historia detrás de este Volkswagen que cuesta más que una casa

Agencias | Domingo 16 Abril 2017 | 19:53 hrs

Agencias |

Todos los conocemos: el Volkswagen Sedán, mejor conocido como "Vocho" fue un auto tan accesible y popular, que prácticamente todos nos hemos subido a uno.

En la calle hemos escuchado su característico motor trasero bóxer de 4 cilindros y sus potentes 60 caballos de fuerza. Muchos nos subimos a un taxi sin el asiento delantero y con una cantidad impensable de modificaciones. Los hemos visto de todos tipos, colores y sabores; cabrio, biplaza, pick-up, camioneta de carga, etc.

Parecía que nada más iba a sorprendernos, sin embargo, hay un modelo particular que ha llamado la atención.

 

 

Foto: oldbug.com

A simple vista parece solo un Volkswagen Beetle convertible, pero no lo es. Se trata del modelo con el motor más potente que jamás se le haya colocado a un Vocho en venta. Está equipado con un motor V8 que genera 300 caballos de fuerza.

El precio de este auto supera los cuatro millones y medio de pesos.

La exorbitante cantidad tiene una razón, más allá del poder que brinda un propulsor tan grande y tan legendario como el Windsor V8 de Ford, y es su historia.

 



Foto: Collectors Car World

La historia

El actor ganador del Óscar, Paul Newman, se encontraba grabando la película Winning en los años sesenta. Fue gracias a este largometraje que el actor iniciaría un extenso amor por los autos y las carreras a lo largo de toda su vida.

 

Foto: Collectors Car World

Cuenta la leyenda, que Newman quería algo que pudiera vencer al Porsche 911 de Robert Redford, así que recurrió al renombrado Jerry Eisert, quien se encargaba de construir autos para Indy Car, para que modificara un Volkswagen Beetle de 1963.

Newman le tomó cariño a su pequeño pero potente Vochito, tanto que fue el principio de una segunda carrera en la vida del actor.

Eisert se tomó muy en serio la tarea y decidió remover los asientos traseros del vocho, para así instalar uno de los motores más reconocidos de la época: un Ford 351 Windsor V8, acoplado a una caja ZF de 5 relaciones. Toda la suspensión fue mejorada, así como el sistema de refrigeración que ahora incorporaba radiadores en diferentes partes del auto. 

 

Foto: oldbug.com

El actor tuvo que aprender a manejar para la película de 1969, Winning (que en países de habla hispana se conoció como “500 millas”). Fue así como su entusiasmo por los coches fue creciendo.

Luego de 15 años de pasión por las carreras, fue un exitoso corredor en el Sports Car Club of America (SCCA) donde ganó cuatro campeonatos nacionales. Éste ímpetu lo llevó, en 1979, a quedar en segundo lugar junto con su equipo, en las 24 horas de Le Mans, a bordo de un Porsche 935/77A.

 

Foto: History Things

Newman cambiaba toda su agenda con tal de que pudiera correr profesionalmente en los campeonatos de la SCCA.

Fue en 1969, en el Ontario Motor Speedway, donde conoció a Sam Contino, líder del departamento automotriz del Colegio Chaffey. Newman, después de intercambiar algunas palabras y probar varios autos, le dijo a Contino que había llevado el Volkswagen y su V8 tan lejos como había podido así que decidió donárselo.

Luego de muchos años, después del retiro de Sam Contino del Colegio, decidieron obsequiarle el Vocho como regalo y decidió restaurarlo completamente. El plan era mostrárselo al actor, pero desgraciadamente murió antes de que el proyecto estuviera completo.

 En palabras de Sam Contino, “La gente solía acercarse pensando que era un Volkswagen normal, pero al acercarse, notaban el enorme V8 y les volaba la mente”.

 

Foto: oldbug.com

Ahora, el actual dueño ha decidido ponerlo a la venta a través de oldbug.com, en busca de que algún coleccionista o algún museo, resguarde un auto tan icónico. Un auto que cuesta 4 millones 725 mil pesos pero cuya historia es más valiosa que cualquier cheque en blanco.

Este es un espacio de opinión abierto, sin embargo, los comentarios no deberán contener lenguaje soez ni ataques personales, de lo contrario serán eliminados.






Estás utilizando AdBlocker D: Quizás te interese este artículo