• Martes 20 Noviembre 2018
  • 2:02:47
  • Tipo de Cambio $18.25 - $19.10
  • 6°C - 43°F
  1. Martes 20 Noviembre 2018
  2. 2:02:47
  3. Tipo de Cambio $18.25 - $19.10
  4. 6°C - 43°F
  5. Siguenos en Facebook - eldiariodechihuahua.mx
  6. Siguenos en Twitter - eldiariodechihuahua.mx

Espectaculos

Reinado inesperado

Excélsior | Domingo 30 Octubre 2016 | 08:57 hrs

Agencias |

Los Ángeles.- A sus 25 años, la vida de Isabel Ale­jandra María Windsor — conocida entonces como su Alteza Real, la princesa Isabel, duquesa de Edim­burgo— dio un giro de 180 grados, al convertirse en soberana del Reino Unido tras el fallecimiento de su padre, el rey Jorge VI.

Con estos aconteci­mientos en puerta es como inicia The Crown, la nueva producción de Netflix que a través de 60 episodios, divididos en seis tempora­das, mostrará pedazos de la vida pública y privada de la monarca inglesa.

“La serie empieza con Isabel, quien tiene la idea de que pasará mu­cho tiempo antes de que se convierta en monarca y de que su padre muera; sin embargo, Jorge VI mu­rió a los 56 años a pesar de la llamada tradición Wind­sor, de ser personas muy longevas.

Así que con cierta ra­zón, Isabel esperaba al menos 20 o 30 años de li­bertad, de disfrutar de su matrimonio y de que su marido realizara una ca­rrera y estar alejados del ojo público. Sin embar­go, eso no sucedió, y de un momento a otro su propia familia tuvo que rendirle reverencia’”, señaló Peter Morgan, creador y produc­tor de la emisión.

Con un presupuesto de 150 millones de dólares para esta primera tempo­rada, la serie, que se estre­na el 4 de noviembre por la plataforma de streaming, cuenta con las actuacio­nes de Claire Foy como la joven reina y de Matt Smith como el príncipe Felipe de Edimburgo.

    La narrativa de la pri­mera temporada va en­focada en el terrible impacto que le significa a Isabel convertirse en reina tan joven y cómo hasta las relaciones con su esposo y su familia se ven afecta­das. Todos podrían pensar que es un cuento de hadas, pero en realidad no lo es’”, agregó Morgan.

Claire Foy, quien inter­preta a la monarca inglesa, señaló que tuvo algunos problemas al momento de entender la forma de ser de aquellos que están en el poder, ya que asegu­ró, desde su punto de vis­ta, que para la reina quizá fue difícil dejar a un lado su verdadero yo.

“Investigar sobre ella fue interesante, pero al mismo tiempo muy tran­quilo porque casi no hay cosas sobre ella. No hay declaraciones o cosas que haya expresado. Creo que es parte de su trabajo. Emocionalmente tuve que imaginar, suponer, lo que se siente ser una chica que quiere vivir en el campo con su esposo y tener ca­ballos, perros e hijos, quien además es muy tímida y le gusta una vida casi de reti­ro. A ello hay que sumarle a la encantado­ra hermana, que es totalmente lo opuesto.

    Y de un mo­mento a otro, ella obtiene el traba­jo de la mane­ra más extraña posible cuando además no le encanta el puesto, porque ello sig­nificó cambios en su ma­trimonio, con su familia y demás situaciones. Pero me parece que Isabel es una gran persona que ha dado su vida por su país y ha hecho un gran traba­jo. Tengo un gran respeto por ella”, señaló vía remota desde Londres.

De acuerdo con Mor­gan, no hubo mayor com­plicación o restricciones por parte de la familia real británica cuando se dio a conocer este proyec­to. Al contrario, esta pro­ducción pudo grabar en la residencia de la fami­lia, el mismo Palacio de Buckingham.

“Creo que ellos es­tán muy conscientes de la existencia de esta serie y nos hemos intentado acer­car, aunque para proteger a ambas partes quisimos conservar nuestra inde­pendencia. Siento que en Palacio están muy nerviosos, pero también muy emociona­dos por esto. Si bien no les gusta no tener el con­trol, creo que comprenden que estamos tra­tando todo con el respeto que merecen.

Creo que se sienten sorprendidos por el escru­tinio objetivo al que los es­tamos sometiendo, porque están más que acostum­brados a las sátiras, a las caricaturas o a ser calum­niados. Creo que no están acostumbrados a que se les tome en serio. Y el cómo se representa al poder pue­de ser aterrador, pero creo que vale la pena que echen un vistazo a esta historia”, concluyó Morgan.

 

Este es un espacio de opinión abierto, sin embargo, los comentarios no deberán contener lenguaje soez ni ataques personales, de lo contrario serán eliminados.






Estás utilizando AdBlocker D: Quizás te interese este artículo