• Lunes 19 Noviembre 2018
  • 16:00:14
  • Tipo de Cambio $18.25 - $19.10
  • 22°C - 72°F
  1. Lunes 19 Noviembre 2018
  2. 16:00:14
  3. Tipo de Cambio $18.25 - $19.10
  4. 22°C - 72°F
  5. Siguenos en Facebook - eldiariodechihuahua.mx
  6. Siguenos en Twitter - eldiariodechihuahua.mx

Estado

Sin recursos, cierran albergue y escuela de Juan Gabriel

Horacio Carrasco Soto/El Diario | Domingo 28 Agosto 2016 | 16:56 hrs

Cortesía |

El Diario de Juárez | El edificio luce ahora desolado

Relacionadas

Ciudad Juárez.- El albergue infantil y escuela de música Semjase, que operaba el cantautor Juan Gabriel en esta ciudad desde 1987 y donde atendía a niños huérfanos, hijos de madres solteras o muy pobres, fue cerrado hace un mes y medio por falta de recursos económicos.

Varias generaciones de niños de escasos recursos recibieron allí sus alimentos, cuidados, educación escolar y clases de música mediante el sistema de internado, a lo largo de 28 años.

Esta casa-hogar era considerada como un ícono del agradecimiento y cariño del cantante hacia esta ciudad fronteriza que lo vio crecer. Ahora está desolada y sin nadie que responda por su cierre.

Últimamente eran atendidos allí unos 25 niños, de los que cinco o seis fueron llevados al albergue Casa de Esperanza y el resto simplemente quedó sin la ayuda que recibían.

El edificio pintado en amarillo, blanco, salmón y con tejas rojas, que se ubica en las calles Ignacio Mejía y Ramón Corona de la colonia Centro, luce ahora abandonado y silencioso.

La construcción sobresale por sus ventanas en arco y ovaladas, un domo redondo en su techo, lujosas columnas de color salmón y acabados de piedra.

A través de las ventanas se aprecian sillas anaranjadas para niños y los escritorios de los maestros, órganos con su teclado cubierto, pizarrones donde se aprecian notas musicales y hasta una partitura completa.

En otros salones se ven montones de platos con varios compartimientos donde hace meses comían decenas de infantes, además de cubiertos y vasos. Hay montones de ropa y utensilios de cocina.

Las ventanas frontales muestran vidrios quebrados, las lámparas frontales fueron vandalizados y la hierba creció en los jardines. Hay basura en los azulejos rojos frontales y las puertas están cerradas.

En la parte trasera del edificio, por la calle Ramón Corona, se advierte una cancha de basquetbol sin jugador alguno, además de enormes pinos, moreras, truenos, una enredadera y pasto.

Todo está solo, excepto por un perro que cuida la propiedad y un velador que acude por las noches, según los vecinos.

“Todos los días, antes de las ocho de la mañana, llevaban a los niños a la escuela caminando”, dice una vecina. “Y luego como a las tres de la tarde llegaban de regreso, en filita”.

“En esos salones de la esquina les enseñaban música, pero ahora ya no se oye nada, de hecho, este verano ya no se escuchó nada, todo está muy triste”, agrega.

“Hasta les cortaron la luz”, refiere.

En una puerta frontal se encuentran dos recibos de la JMAS: uno por 120 mil 346 pesos y otro por 6 mil 038 pesos, que vencerán ambos el día 15 de octubre y con sendas advertencias de que se va a cortar el servicio a la “escuela particular”.

En la pared frontal del edificio hay un anuncio de 2 metros de ancho por uno de altura, con la leyenda “Albergue Juan Gabriel TV. Escuela de música y albergue infantil”, con una foto del divo en traje blanco y con los brazos abiertos.  Nadie responde a los golpes en las puertas.

Llevan niños al albergue Casa de Esperanza

En la Escuela Primaria “Jesús Urueta” número 29, que se ubica frente al Monumento a Benito Juárez, se informó que los niños del albergue de Juan Gabriel siguen yendo a clases.

Es un grupo de 35 infantes que acuden a los seis grados de primaria y tres de ellos a preescolar, y que son llevados por personal del albergue Casa de Esperanza.

Ya no viven en la casa hogar del cantautor, pues fue cerrada, y ahora son atendidos en ese lugar que se ubica en calle Constitución 249-1 norte.

Allí, en Casa de Esperanza, la auxiliar de enfermería María Petra Quintana informó que les llevaron a los niños del Semjase en agosto pasado, a principios del año escolar.

La maestra Bertha habló con la directora del refugio, Irma Molina, y le pidió que aceptara allí a los niños, pues el Semjase ya no tenía fondos, agregó.

“Se le dijo que sí, aquí nunca se dice que no cuando se trata de un niño”, expresó.

Pero las madres no llevaron a los 25 que había, sino a cinco o seis, que ahora conviven con los infantes que ya estaban en la Casa de Esperanza, informó.

Con ellos suman ahora 35 niños de primaria y preescolar, adolescentes de secundaria y una joven que cursa la preparatoria, que residen en la Casa de Esperanza, dio a conocer.

Los demás infantes que estaban en el Semjase, unos 19 o 20, son atendidos ahora por otras personas, como familiares y vecinos, por decisión de sus madres.

En los últimos años, las personas que atendían el Semjase hicieron múltiples actividades para obtener fondos y sostener la casa hogar, y según testimonios, lucharon hasta que ya no pudieron más.

En 1987, cuando inauguró su casa hogar para niños huérfanos, hijos de madres solteras o de muy bajos recursos económicos, el artista Juan Gabriel le puso el nombre de Semjase.

Así se llamaba una supuesta mujer extraterrestre que, según testimonio de un granjero suizo llamado Eduard Meier, se puso en contacto con él en enero de 1975.

Mientras tanto, allá, en el edificio donde fueron atendidos millares de niños que hoy son adultos, el otoño se precipita desde las ramas de los árboles huérfanos.

Son las hojas secas que caen, crujen y quedan inertes sobre los rojos azulejos de la banqueta… (Horacio Carrasco Soto/ El Diario)

Este es un espacio de opinión abierto, sin embargo, los comentarios no deberán contener lenguaje soez ni ataques personales, de lo contrario serán eliminados.






Estás utilizando AdBlocker D: Quizás te interese este artículo