• Jueves 15 Noviembre 2018
  • 11:00:13
  • Tipo de Cambio $18.25 - $19.10
  • 9°C - 49°F
  1. Jueves 15 Noviembre 2018
  2. 11:00:13
  3. Tipo de Cambio $18.25 - $19.10
  4. 9°C - 49°F
  5. Siguenos en Facebook - eldiariodechihuahua.mx
  6. Siguenos en Twitter - eldiariodechihuahua.mx

Estado

A 3 meses de desaparecer el Dr. Blas, no pierden la esperanza

Miguel Silva/El Diario | Jueves 08 Febrero 2018 | 10:32 hrs

Archivo/El Diario |

Chihuahua.- Hoy se cumplen tres meses de la desaparición del doctor Blas Juan Godínez, quien presuntamente fue secuestrado por un grupo armado el 8 de noviembre pasado en el poblado de Gómez Farías, donde se desempeñaba como director del Hospital Regional.

Familiares del médico manifestaron que hasta el momento, no hay avances en las investigaciones para dar con el paradero de la víctima.

Fue la madrugada del 8 de noviembre, cuando se reportaron varios enfrentamientos entre grupos criminales rivales en el poblado y cuando las autoridades arribaron a la zona, encontraron daños en el consultorio médico, propiedad del Dr. Godínez, de donde se presume lo sustrajo un grupo de delincuentes para atender a los heridos y desde entonces, su familia perdió contacto con él.

A la fecha y a pesar de las múltiples reuniones que se han tenido entre familiares y la Comisión Estatal de Seguridad, no se tienen indicios del paradero del doctor.

Juan Godínez, hijo del médico secuestrado, mencionó que se ha mantenido en comunicación con la Fiscalía General del Estado y con la Policía Estatal, pero no se han tenido los resultados esperados. Destacó temer por la vida de su padre, pues ya son tres meses de su desaparición y su condición de salud no era favorable, ya que sufre de hipertensión.

Dijo que se han realizado búsquedas en la región noroeste del estado, pero no se ha localizado a su padre, por lo que pidió a las autoridades intensificar los rastreos, pues la familia aún tiene las esperanzas de encontrarlo con vida y que regrese a casa.

A raíz del plagio del Dr. Godínez, se registró una serie de manifestaciones por parte de médicos residentes y prestadores de servicio social, quienes advirtieron las mínimas condiciones de seguridad con las que trabajan y se rehusaron a permanecer en la región Noroeste, lo cual hizo que el sistema de salud se paralizara, ya que varios centros médicos tuvieron que cerrar sus puertas debido a la falta de personal, situación que hasta la fecha no se ha normalizado en su totalidad.

Este es un espacio de opinión abierto, sin embargo, los comentarios no deberán contener lenguaje soez ni ataques personales, de lo contrario serán eliminados.






Estás utilizando AdBlocker D: Quizás te interese este artículo