• Miércoles 21 Noviembre 2018
  • 12:26:05
  • Tipo de Cambio $18.25 - $19.10
  • 16°C - 62°F
  1. Miércoles 21 Noviembre 2018
  2. 12:26:05
  3. Tipo de Cambio $18.25 - $19.10
  4. 16°C - 62°F
  5. Siguenos en Facebook - eldiariodechihuahua.mx
  6. Siguenos en Twitter - eldiariodechihuahua.mx

Internacional

Esperan mil 500 mexicanos en Vaticano por el santo “niño cristero”

Notimex | Martes 11 Octubre 2016 | 18:19 hrs

|

Ciudad del Vaticano.- Al menos mil 500 mexicanos viajarán a Roma para participar en las celebraciones con motivo del reconocimiento como santo de la Iglesia católica de José Sánchez del Río (1913-1928), el llamado “niño cristero”.

De acuerdo con los organizadores de la delegación mexicana, unos mil 200 fieles se registraron en la diócesis de Zamora, Michoacán, lugar de origen de Sánchez del Río, como peregrinos que llegarán a la capital mexicana en grupos organizados.

Sin embargo, se espera que más mexicanos lleguen de manera individual o en grupos pequeños, por lo cual la cifra podría superar las estimaciones oficiales.

La mañana del próximo domingo, a partir de las 10:30 horas locales (09:30 GMT), el Papa Francisco celebrará en la Plaza de San Pedro la canonización de Sánchez del Río y otros seis beatos, entre ellos el cura “gaucho” argentino José Gabriel Brochero.

Los otros nuevos santos serán Salomón Leclercq (1745-1792), Manuel González García (1877-1940), Ludovico Pavoni (1784-1849), Isabel de la Santísima Trinidad Catez (1880-1906) y Alfonso María Fusco (1839-1910).

Los mexicanos que viajarán a la “ciudad eterna” podrán participar de una serie de actos litúrgicos y celebraciones previstas para los próximos días. Ellos serán acompañados por unos 15 obispos del país que se trasladarán al Vaticano para la ocasión.

La tarde del próximo viernes, a las 19:30 horas locales (18:30 GMT), tendrá lugar una “vigilia penitencial” en la iglesia de San Andrés del Valle, ubicada sobre la céntrica avenida Corso Vittorio Emanuele II, a unos pasos de la famosa Piazza Navona.

Un día después, la mañana del sábado 15 a partir de las 07:00 horas locales (06:00 GMT), los católicos se reunirán en la plaza ubicada frente al Castel Sant'Angelo, el castillo situado al inicio de la avenida de la Conciliación que une el Vaticano con la ciudad de Roma.

Desde allí transitarán en procesión hasta la Basílica de San Pedro, donde atravesarán la Puerta Santa del Jubileo de la Misericordia y en ese templo celebrarán la misa a las 08:00 horas locales (07:00 GMT).

Un día después de la canonización, el lunes 17 de octubre, todo el grupo tendrá una misa de acción de gracias por el nuevo santo, prevista a las 17:00 horas (16:00 GMT) en la Basílica de Santa María, ubicada en el barrio de Trastevere.

Al finalizar esa ceremonia los participantes irán en procesión hasta la cercana Basílica de San Bartolomé ubicada en la Isla Tiberina para depositar ahí una reliquia del nuevo santo.

Ese templo está dedicado desde hace años a los llamados “mártires del siglo XX” y en él pueden admirarse, entre otras cosas, un libro de oraciones del cardenal mexicano Juan Jesús Posadas Ocampo, asesinado en 1994 y cuyo crimen aún no ha sido resuelto.

También allí yacen objetos relacionados con Anacleto González Flores y otros beatos de tiempos de la persecución religiosa en México.

Nacido en Sahuayo (Michoacán) el 28 de marzo de 1913, José Sánchez del Río fue un destacado joven católico que participó de las vanguardias locales de la Acción Católica de la Juventud Mexicana y cuando estalló la Guerra Cristera, en 1926, quiso unirse a las fuerzas de la resistencia, pero su madre no se lo permitió.

Luego de una inicial negativa a su alistamiento en las fuerzas cristeras guiadas por el general Prudencio Mendoza, finalmente el joven logró ingresar en el grupo. Convenció a su madre con la frase: “Nunca ha sido tan fácil ganarse el cielo como ahora”.

El 6 de febrero de 1928, durante una batalla, el muchacho dio su caballo al general y así lo salvó, quedando él prisionero de las tropas gubernamentales.

Tras cuatro días de cautiverio, los hombres del ejército federal lo sacaron de la parroquia donde estaba preso, le cortaron las plantas de los pies y lo condujeron descalzo por las calles de Sahuayo hasta el Panteón Municipal.

Ante una tumba ya preparada fue ahorcado y acuchillado por sus verdugos. Uno de ellos, Rafael Gil Martínez alias “El Zamorano”, lo bajó del árbol y lo remató con un tiro en la sien.

Fue declarado beato junto con otros 11 mártires mexicanos el 20 de noviembre de 2005 durante una ceremonia en el Estadio Jalisco de Guadalajara presidida por el cardenal José Saraiva Martins, entonces prefecto para las Causas de los Santos del Vaticano.

Este es un espacio de opinión abierto, sin embargo, los comentarios no deberán contener lenguaje soez ni ataques personales, de lo contrario serán eliminados.






Estás utilizando AdBlocker D: Quizás te interese este artículo