• Jueves 15 Noviembre 2018
  • 17:14:09
  • Tipo de Cambio $18.25 - $19.10
  • 17°C - 62°F
  1. Jueves 15 Noviembre 2018
  2. 17:14:09
  3. Tipo de Cambio $18.25 - $19.10
  4. 17°C - 62°F
  5. Siguenos en Facebook - eldiariodechihuahua.mx
  6. Siguenos en Twitter - eldiariodechihuahua.mx

Internacional

Juez de origen mexicano falla a favor de Trump sobre el muro

Agencias | Martes 27 Febrero 2018 | 15:30 hrs

Agencias |

Washington.- El juez mexicano-estadunidense Gonzalo Curiel falló hoy a favor de la Administración de Donald Trump en una demanda que intentaba bloquear la construcción de su prometido muro en la frontera entre México y Estados Unidos.

El juez federal Curiel, sobre quien Trump puso en duda su imparcialidad hacia él debido a sus orígenes mexicanos, falló hoy contra una demanda interpuesta sobre la posibilidad de que el Gobierno estadunidense aplique exenciones ambientales para acelerar la construcción del muro.

El fallo, emitido por el Tribunal del Distrito Sur de California, implica que el Gobierno de Trump podrá esquivar dichas regulaciones medioambientales para acelerar la construcción de la barrera fronteriza.

Curiel argumentó que no existen "serias dudas constitucionales" sobre el uso de las exenciones ambientales por parte de la Administración, y añadió que "el tribunal no puede considerar y no considera si las decisiones subyacentes para construir las barreras fronterizas son políticamente sabias o prudentes", escribió.

Trump atacó duramente a Curiel durante las elecciones presidenciales de 2016, alegando que el juez podría ser parcial en su contra en una demanda por fraude sobre la Universidad Trump, que finalmente se resolvió con un acuerdo extrajudicial, debido a la herencia mexicana de Curiel.

Este nuevo caso del muro estudiaba tres demandas similares presentadas por el Gobierno de California, así como por grupos ambientalistas entre los que figuran el Centro de Diversidad Biológica y el Sierra Club de San Diego.

El debate se centró en si el Ejecutivo se excedió en su autoridad al intentar eximir de leyes ambientales la construcción del muro a lo largo de la línea fronteriza, planteamiento ante el que la defensa argumentó que el Gobierno está actuando dentro del marco constitucional.

Los demandantes argumentaban que la administración federal está violando la Constitución y leyes estatales al ignorar normas medioambientales y no considerar estudios de impacto ambiental, lo que podría causar daños irreparables a decenas de especies y al medioambiente.

El juez Curiel fue blanco de críticas por parte del mandatario cuando este presidió la demanda colectiva contra la extinta Universidad Trump, ante la que finalmente se llegó a un acuerdo por 25 millones de dólares justo después de la elección presidencial.

El mandatario estadounidense había puesto en duda la imparcialidad del juez originario de Indiana debido a su ascendencia hispana, al considerar que no podía ser justo dadas sus intenciones de construir un muro con México, pero Curiel nunca respondió a los ataques.

No obstante, en su fallo, el juez hizo una alusión velada a su nacimiento en Indiana, subrayando su origen estadounidense.

"Al igual que yo, procedente de Indiana, el presidente de la Corte Suprema (John) Roberts, observó al abordar un caso rodeado de desacuerdos políticos: 'Los tribunales tienen la autoridad para interpretar la ley; nosotros no poseemos ni la experiencia ni la prerrogativa de emitir juicios políticos'", escribió Curiel.

Por su parte, el fiscal general de California, Xavier Becerra, aseguró tras conocer el fallo que su estado continúa considerando que la Administración Trump "está ignorando las leyes que no le gustan para resucitar" la construcción del muro en la frontera sur.

"Evaluaremos todas nuestras opciones y estamos preparados para hacer lo que sea necesario para proteger a nuestra gente, nuestros valores y nuestra economía del exceso federal. Un muro medieval a lo largo de la frontera entre Estados Unidos y México simplemente no pertenece al siglo XXI", aseveró Becerra. 

El presidente Trump planea visitar a mediados de marzo los prototipos para un posible muro en la frontera con México que su Gobierno ordenó construir cerca de San Diego (California), según informó el diario The Washington Post.

En la que sería su primera visita a la frontera con México, Trump prevé desplazarse a la zona fronteriza de California para ver personalmente los prototipos del muro y aprender más sobre su posible construcción, explicó el Post, que cita fuentes oficiales implicadas en los planes para la visita.

El presidente, que no ha viajado a California desde que llegó al poder hace más de un año, también visitará la ciudad de Los Ángeles para encabezar un acto de recaudación de fondos para el Comité Nacional Republicano (RNC), el secretariado de su partido, indica el diario.

Preguntada al respecto por Efe, una fuente de la Casa Blanca, que pidió el anonimato, recordó que Trump expresó hace meses su intención de "ver los prototipos del muro fronterizo", pero aseguró que "no hay una hora ni fecha confirmada para ese viaje".

Seis empresas han construido ocho prototipos posibles para el muro en un lugar situado a escasos metros del actual terreno que divide Otay Mesa (California, EE.UU.) y Tijuana (México), y el Gobierno estadunidense comenzó a evaluarlos el pasado 1 de diciembre.

Trump ya adelantó el pasado mes de septiembre, durante un acto en Alabama, que él evaluaría "personalmente" los prototipos del muro y elegiría a la empresa que se encargue de su construcción.

Según la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza (CBP), no obstante, el muro con México será el resultado de la unión de una serie de características de los prototipos, de forma que por ejemplo las autoridades juntarán la altura de un modelo con los mecanismos antiescalada de otro y, como resultado, designarán la muralla.

La idea es que en la mayor parte de los 3.180 kilómetros de frontera con México haya una verja que permita ver qué ocurre en el otro lado y que, en algunas zonas de mayor peligrosidad, exista un muro sólido, hecho con materiales consistentes como el cemento y que sirva para reforzar la seguridad.

Por eso, las empresas han edificado dos tipos diferentes de prototipos: un muro sólido, compuesto por materiales como el cemento, y una verja hecha con materiales que permitan ver qué ocurre al otro lado y que esté construida, por ejemplo, con barrotes de hierro.

Todos los prototipos miden entre 5,5 y 9 metros de alto, e incluyen mecanismos para impedir que los inmigrantes los escalen y se construyan túneles clandestinos por debajo.

Trump consiguió que el Congreso asignara 20 millones de dólares para la construcción de esos prototipos, pero por el momento no ha logrado que los legisladores le otorguen ningún fondo adicional para construir su muro.

El presidente ha pedido que el Congreso le conceda 18.000 millones de dólares a lo largo de la próxima década para erigir el muro, y ha vinculado la autorización de esos fondos a cualquier ley que permita solucionar la situación migratoria de 690.000 jóvenes indocumentados conocidos como "soñadores".

Este es un espacio de opinión abierto, sin embargo, los comentarios no deberán contener lenguaje soez ni ataques personales, de lo contrario serán eliminados.






Estás utilizando AdBlocker D: Quizás te interese este artículo