El Diario de Chihuahua


La invisible mutilación


Medios Masivos | Jueves 05 Mayo 2016 | 17:56 hrs


Tras la alerta lanzada por VANGUARDIA el pasado 4 de mayo ante una serie de ataques, intimidación y acoso hacia sus periodistas, pocos medios dejaron de sumarse a esta denuncia pública.

Esta casa editora asumió, desde el despertar al yugo que el crimen organizado y otros actores de naturaleza política han impuesto intermitentemente por todo el México de nuestros días, que la visualización de estas presiones, estos crímenes, debe anteponerse siempre a una victimización pasiva: No aceptamos bajo circunstancia alguna ser sólo receptores del aliento y la solidaridad.

La decisión de alzar la voz, más que una consecuencia, fue también una acción para sumarnos a la campaña emprendida en el País para pedir freno al acoso al periodismo en todas las latitudes. No es un crimen informar y más aún: Nuestra vida es informar.

El último de los actos intimidatorios de una ola iniciada a finales de enero pasado, fue la persecución y acoso la noche del martes y madrugada el miércoles a nuestra compañera reportera justo el Día Internacional de la Libertad de Prensa. Ante esto, pocas palabras se necesitan para dejar en claro la impunidad con la que los entes negativos se mueven en nuestros tiempos, por lo mismo, callar no era una opción, pues sería una contribución a la invisible mutilación que sufre el periodismo día a día. Denunciar fue simplemente nuestra voluntad en este movimiento nacional de los libreperiodistas.

Nuestra voz se suma así a la de muchos, es sólo una más tan importante como cada una de quienes firmemente seguimos construyendo para un mejor lugar. A final de cuentas, somos periodistas y nos afanamos cada día en ser buenas personas.

Grupo Vanguardia, Coahuila México