• Domingo 18 Noviembre 2018
  • 23:29:26
  • Tipo de Cambio $18.25 - $19.10
  • 11°C - 51°F
  1. Domingo 18 Noviembre 2018
  2. 23:29:26
  3. Tipo de Cambio $18.25 - $19.10
  4. 11°C - 51°F
  5. Siguenos en Facebook - eldiariodechihuahua.mx
  6. Siguenos en Twitter - eldiariodechihuahua.mx

Opinion

Abren precampañas por las alcaldías

| Martes 01 Agosto 2017 | 00:49 hrs

|

Domínguez con la monserga de Patricio

Maru Campos rayando en el populismo

De la Vega, deseos del PAN en Juárez

¿El ''Cochiloco'' por Armando Cabada?

A
once meses de la elección, quedaron abiertas las precampañas por las alcaldía de Juárez y Chihuahua. Están en tiempo, concluidas las vacaciones de verano, restan cinco meses para que los aspirantes se midan y traten de obtener el boleto que los ponga en la carrera definitiva.

Alejandro Domínguez, del PRI, abrió ayer sin matices su aspiración. Es uno de los más mencionados en ese partido, lleva dos intentos perdidos –contra Garfio y Lucía- buscando la postulación y seguro la “negoció” durante los jaloneos por la presidencia del CDE, entregado el domingo a Omar Bazán.

Es buen prospecto, pues tiene las credenciales requeridas, ha construido amarres relevantes en México, con César Camacho principalmente; suavizó su relación con Marco Adán Quezada y el resto de la clica huachicolera. Su proyecto es viable, pero recuerde que los acuerdos a futuro son firmados en el agua.

Traen encima una monserga llamada Patricio Martínez, el influyente senador, ex gobernador, ex presidente municipal y ex diputado federal desliza ante los suyos la posibilidad de competir por el mismo cargo. De atravesarse sería un oponente a tomar en cuenta.

Tampoco Patricio la lleva sencilla, no es el mismo del 92, cuando ganó la alcaldía y por cierto tampoco el que arrebató el gobierno al PAN, en 1998. Durante la elección al senado –ganó el Estado pero perdió la capital- quedó demostrado que el suyo no es de los plumajes que cruzan el pantano sin mancharse, como el de López Obrador.

Antes de tomar la decisión de entrar a “los fregadazos”, como define la política, necesita hacer un acto sincero de introspección y hurgar en los entresijos de sus administraciones. Ponerse de blanco en campañas es de alto riesgo para un personaje con su recorrido. Es un hombre inteligente, sabe hasta dónde puede llegar.

Maru Campos, actual presidenta, también se retiró la careta. Rayando en el populismo se tomó la foto mientras recogía basura en el barrio de Londres, acción no vista en ningún otro edil, ni siquiera en Juan Blanco durante sus momentos más alocados de precampaña por la gubernatura.

Y parece que la gasa de la Cantera y el trébol en Tecnológico y Homero están diseñadas en el tiempo para presumirlos previo al arranque formal de las campañas. Ella tiene la ventaja de ocupar el cargo y ser la primera favorecida con la reelección, por lo tanto mucho de lo que haga o deje de hacer será inédito.

Su fortaleza está en la presencia del M3 al interior del PAN, pero sobre todo las relaciones construidas durante años con la clase política del partido en México, especialmente con el calderonismo que hoy lleva a Margarita Zavala de precandidata a la Presidencia de la República.

También tiene fuerte oposición. Javier Corral hará hasta lo imposible por evitar su reelección, en consecuencia la dirigencia del partido será un problema para ella.

Miguel Riggs, síndico y también aspirante al mismo cargo, se volvió un obstáculo en sí mismo, pues estando adentro buscará cualquier trapito –o trapote- que inhabilite o al menos complique la postulación de Campos.

El síndico no desaprovecha espacio para hacerse notar y aunque el episodio de las empresas de reciente creación, con las cuales su hermana y cuñado hacen negocio en Palacio, enfriaron su relación con el gobernador, sigue siendo un rival a considerar. La otra enlistada es Rocío Reza, pero ellos no se pisarán las mangueras entre sí, ambos van a lo que diga Javier Corral.

Ahora es necesario introducir en la ecuación electoral a los aspirantes de Morena. Apunte usted a Toño López, Fernando Tiscareño, Carlos Carrera, Abril Gómez, José Luis García Mayagoitia y curiosamente algunos siguen viendo a Marco Adán Quezada, a pesar de que no ha renunciado al PRI y de hecho otros lo ven compitiendo pero por ese partido.

Es un caso atípico el de Marco Adán, al que vale la pena analizar por separado, lo mismo que el de todos los morenos, pues si e partido logra amarrar un cuadro representativo de buenos candidatos, podría darle un susto a uno de los dos partidos tradicionales, al más debilitado socialmente.

En Juárez todo queda reducido al adversario que pongan contra Armando Cabada. Hasta hace unos meses los analistas de la frontera daban por hecha la reelección, pero en las últimas semanas empezó a perder adhesiones importantes en la Iniciativa Privada que, como usted sabe, opera fuerte en política partidista.

Por otra parte el edil independiente ha mostrado una absoluta falta de sentido común, intentando mantener con vida artificial el proyecto Juárez Iluminado. El gremio empresario y la clase política ven en esa terquedad que Armando busca rendimientos económicos, la famosa comisión. ¿Será? Es lo que parece y en política lo que parece es.

En el gobierno de Corral quieren convencer a Alejandra de la Vega, actual secretaria de Fomento Económico del Nuevo Amanecer. Sería la mejor opción para desplazar a Cabada, pero quienes la conocen aseguran que no va, de hecho piensan que pronto renunciará a la Secretaría.

El argumento para tales afirmaciones tiene ver más con su multimillonario Marido, un texano que obtuvo seis mil quinientos millones de dólares sólo con las ventas de sus refinerías.

Ser alcalde de Juárez implica un horario de tiempo completo y no estaría feliz viviendo al lado de una esposa cuya principal actividad es atender asuntos de policías y ladrones, recoger la basura de la ciudad, atender nocturnas infracciones de tránsito y verse envuelta en escándalos de corrupción.

Si Alejandra la deja pasar, como parece que así será, el espacio queda para Carlos Angulo, uno de los primeros en manifestar interés y Ramón Galindo, quien muere por regresar a las oficinas del Malecón y recuperar el sueño de gobernador, arrebatado 19 años atrás por Patricio Martínez.

Al PRI no le dan oportunidades. Imagine a Teto por cuarta vez, Enrique Serrano, Lilia Merodio, Memo Dowell o Adriana Terrazas, lo más selecto del duartismo.

Despierta más interés el famoso actor apodado “Cochiloco”, Joaquín Cosío Osuna, al que de un tiempo a la fecha ven compitiendo por Morena. Hasta con esas, un actor por la alcaldía fronteriza. Esperen y verán.

[email protected]

Este es un espacio de opinión abierto, sin embargo, los comentarios no deberán contener lenguaje soez ni ataques personales, de lo contrario serán eliminados.






Estás utilizando AdBlocker D: Quizás te interese este artículo