• Lunes 10 Diciembre 2018
  • 14:10:54
  • Tipo de Cambio $18.25 - $19.10
  • 14°C - 58°F
  1. Lunes 10 Diciembre 2018
  2. 14:10:54
  3. Tipo de Cambio $18.25 - $19.10
  4. 14°C - 58°F
  5. Siguenos en Facebook - eldiariodechihuahua.mx
  6. Siguenos en Twitter - eldiariodechihuahua.mx

Opinion

Cerrado registro de Morena

| Martes 10 Julio 2018 | 00:46 hrs

|

Chihuahuitas empoderados

Omar, de tarugo renuncia

Encuentro de dos conocidos

C
on triple candado y nudo ciego cerró Martín Chaparro los registros de Morena. El que llegó antes del uno de julio bien y el que no pues ni hablar, el nuevo y reluciente partidazo concluyó el periodo para futuras adquisiciones y quizás no lo abran más, ya son muchos y no quieren ver a su abuela parida.

Este líder partidista al que pocos tomaban en cuenta, es hoy uno de los personajes más influyentes en la política estatal. Se habla de tú con Javier Corral, reprende a funcionarios electorales y mira sobre su hombro izquierdo a los presidentes estatales de los otros partidos. Al PRI y PRD como Salinas, ni los ve ni los oye.

Algo recibirá en la feria del hueso, ser presidente del partido triunfador tiene sus méritos, por más que haya sido López Obrador el que levantó la votación y jaló al resto de los candidatos.

Lo importante ahora para Morena es crear una estructura de partido, está demostrado que el Movimiento es López Obrador y López Obrador es el movimiento, prueba irrefutable son los menguados, casi ridículos, resultados electorales de hace dos años, contrastantes al cien con el tsunami del uno de julio pasado.

En cualquier caso Chaparro tiene su facturita por cobrar, cuéntelo entre los nuevos chihuahuitas empoderados. La lista es corta pero bien graneada, además de los diputados locales y federales, González Mocken, y los senadores, hay nombres muy interesantes que pronto darán de qué hablar.

Fernando Tiscareño trae a Morena en la sangre de familia, esas relaciones y su campaña, exitosa para el corto tiempo, le permitirá mantener vigencia política, probablemente pensando en los próximos tres años. Hay carnita de dónde elegir.

Bertha Luján será una de las personas más influyentes del país, acompaña el proyecto desde que llegaron a la Ciudad de México. En el nuevo gobierno quedará incorporada en un cargo estratégico de la Oficialía Mayor de la Secretaría de Hacienda, una superoficina que concentrará todas las compras del gobierno federal. Vaya midiendo el poder.

Luisa María Alcalde, propuesta y ratificada para Secretaria del Trabajo. Algo debe tener esa joven de apenas 30 años para que López Obrador la tome en cuanta para titular de una secretaría donde la CTM y los mayores sindicatos del país suelen llevar mano.

¿Ha escuchado hablar de Pablo Leos? Pues es lopezobradirosta de la primera hora, de los que acompaña el proyecto incluso antes del 2006 y al que ubica por su nombre y apellido el presidente electo. Pablo irá al gobierno federal, donde lo espera una carrera política prometedora, si sabe lidiar con la pesada grilla interna.

Miguel González fue uno del empresario chihuahuita más comprometido con el grupo ganador. Desde muy temprano en la campaña quemó naves y, de la mano de Yeidckol Polevnsky, jamás volvió a soltarlo.

Seguramente invirtió sus centavitos, los recuperará multiplicados en menos de dos años pues será influyente en la subsecretaría de minería. Ya era tiempo de que ganara una, ahora llevará mano sobre Jaime Galván.

Juan Ivan Peña Neder lleva décadas con AMLO, desde que lo incorporó el fallecido Manuel Camacho. Es inteligente y sabrá colocarse donde hay. Téngalo presente, sus relaciones son de primera y sabe utilizarlas.

Rafael Espino, de sugerente apodo infantil, es uno de los más influyentes. En México es considerado autor del crecimiento de Morena en el norte del país, sus bonos están por las nubes.

Acompaña desde los tiempos en el gobierno de la ciudad de México al tabasqueño y es integrante de alto rango de uno de los grupos políticos más consolidados en el movimiento. Es otro de los que tiene línea directa con AMLO.

Su proyección será envidiable, probablemente en las áreas de Hacienda, y lo más seguro es que mantenga la condición de enlace político entre el futuro presidente y la política doméstica. El nombre de Rafael Espino apúntelo claro y déjelo subrayado, será noticia.

Durante meses permaneció en Chihuahua una diputada federal de la ciudad de México que pasó la elección en el más bajo perfil. Buena parte del tiempo estuvo adentrada en la sierra, ocupada en desarrollar la estructura electoral.

Se llama Ariana Montiel, es la suplente de Olga Sánchez Cordero, primera en la lista de candidatos al senado pero propuesta y ratificada en la Secretaría de Gobernación. Sí, la misma que planea legalizar la mariguana.

Bien, esta Ariana Montiel podría ser nada menos que coordinadora de los senadores de Morena. Aseguran que López Obrador le contesta el teléfono a la primera y algunos de los tiburones en México se le cuadran. De ese tamaño.

Es chihuahuita por adopción, quienes estrecharon relación con ella fueron Pablo Leos y un empresario muy cercano a Rafa Espino, que también traen bajo el sobaco facturas por cobrar.

Ni que fuese tan tarugo, debió pensar Omar Bazán cuando propusieron su salida del Directivo Estatal. Para sacarlo tendrían que dinamitar el partido, visto el colapso del PRI sabe que sólo es cuestión de esperar hasta que concluya el sexenio de Peña y luego tomar parte en la disputa nacional por sus despojos.

No tenga ninguna duda, quedará sentado sobre la presidencia del Directivo Estatal y la diputación local; es más, si abren otro espacio lo toma en lo que dura un parpadeo. Son tiempos de audaces, pero además no está sólo, lo acompaña Graciela Ortiz, una mujer con personalidad y de firme carácter que sigue haciendo política de partido.

El detalle, con independencia de los diputados que asignen a su partido, será la dificultad para hacer grupo. ¿Quién coordinaría la famélica bancada tricolor? Ahí estará el problema, será difícil pastorearlos. No le extrañe, incluso, que algunos se avengan a Morena, por más que Chaparro tenga cerrado el registro.

La política lleva extraños a la cama, dicen los gringos. Pues bien, la senaduría juntó a dos viejos conocidos que nunca habían tenido buena relación: Cruz Pérez Cuéllar y Patricio Martínez.

Cruz oficiaba de presidente estatal del PAN cuando Patricio despachaba de gobernador, en esa calidad chocaron muchas veces pero son políticos profesionales, tomarse la foto mientras sonríen es asunto ordinario.

Pícaro el senador saliente, se apresura con la felicitación a Cruz sabiendo que el doliente directo es Reyes Baeza. ¿Qué necesidad? Ninguna, signos de los nuevos tiempos, el caso es comerse unos a otros hasta ver cuál entre todos termina de pie.

[email protected]

Este es un espacio de opinión abierto, sin embargo, los comentarios no deberán contener lenguaje soez ni ataques personales, de lo contrario serán eliminados.


--




Estás utilizando AdBlocker D: Quizás te interese este artículo