Delicias

Mi papá vio el asesinato de villa”

Don Luis Alvarado narra el acontecimiento que marcó a su progenitor en 1923

Luis Arturo Martínez Durán/El Diario

miércoles, 27 noviembre 2019 | 09:22

“Mi papá venía del jale cuando pasó el asesinato de Villa”, compartió el destacado ex boxeador parralense, adoptivo de Delicias don Luis Alvarado, hijo de un panadero que fue testigo de aquel viernes 20 de julio de 1923, cuando se realizó el asesinato del mexicano más famoso del mundo, el general Francisco Villa.

Cuenta don Luis que su papá era un panadero de su natal Parral, a quien saliendo de su “chamba” le tocó ver de cerca este hecho histórico. Su padre se llamaba José Inés Alvarado Bustamante, que nació en Guanaceví, Durango, pero sus abuelos se los trajeron de chicos a Parral. Su abuelo, dijo, era fogonero del tren, uno que iba hasta Balleza, Chihuahua y atravesaba Parral y Durango, mejor conocido como “el piojito”.

Don Luis fue un destacado boxeador de Delicias, que llegó a estelarizar épicas batallas en el ring en la otrora Plaza de Toros, arena que se ubicaba antaño en lo que hoy está establecido el Cinema Delicias. Ahí peleó el entrevistado, quien protagonizó más de treinta combates profesionales, enfrentándose a grandes pugilistas de la época.

Uno de ellos fue Mike Heredia con el que empató, le ganó a Panchito Villa, vástago de Águedo Villa, quien precisamente era hijo de Pancho Villa, es decir, el boxeador era nieto del general. También se enfrentó con “El Ratón Veloz de Camargo, un famoso púgil.

Comentó el señor Manuel González Ramírez, amante del box y de la historia villista, que don Luis fue su entrenador, y lo conoce hace cincuenta años, ya que desde los trece lo comenzó a entrenar en el gimnasio, de ahí que posteriormente se haya convertido en promotor de box, conservando esa amistad con la familia del señor Alvarado.