Delicias

Otro choque con el tren: mujer no vio ni escuchó la locomotora

*Hay daños de 100 mil pesos y una mujer que entró en crisis nerviosa

Alejandro García Ferrel/ El Diario

lunes, 01 julio 2019 | 13:41

Una mujer herida y pérdidas materiales de 100 mil pesos, más lo que se acumule por el retraso del tren, fue el saldo de un choque entre la locomotora y un auto compacto que golpeó a otro estacionado, se registró por qué la conductora no lo vio al circular la mañana de este lunes en la avenida Fernando Baeza y puente de Cielo Vista.

La Sub Dirección de Vialidad, confirmó que el percance se presentó a eso de las 11 de la mañana en el cruce ferroviario de la avenida mencionada y la carretera federal bajo con conocido puente Al Revés.

De acuerdo a la versión oficial, la guiadora identificada como Elida, no vió ni escuchó la pesada unidad al llegar al cruce en el sentido de Poniente a Oriente y sufrió una crisis nerviosa por lo que tuvo que ser trasladada a un nosocomio local por parte de paramédicos de Cruz Roja.   

Ella conducía un auto de la marca Chevrolet, línea Corsa, color arena, con placas del estado de Chihuahua la cual fue alcanzada por la parte delantera y proyectó el auto contra otro vehículo estacionado de la marca Dodge, línea Ram, color blanco, con matrículas de circulación EE-88-087 del Estado de Chihuahua.

La máquina propiedad de Ferromex de color naranja, detuvo su marcha y los operadores no resultaron lesionados, solo se llevaron un susto.

Debido a los trabajos para recopilas la información y llenado de actas, la vialidad quedó loqueada por más de una hora y se registró el congestionamiento vial de la zona. Oficiales de la policía Vial tuvieron que desviar y agilizar el tráfico.  

Los oficiales dijeron que los daños materiales entre las tres unidades fueron de 100 mil pesos y este podría aumentar por el retraso que tuvo la locomotora.  

Se 5recordó que el tren no tiene la culpa de un choque por tener una sola trayectoria y no poder frenar, por ello las autoridades insisten a la población para que estén al pendiente al cruzar y no intenten ganarle el paso al tren, pues este último factor es por lo que más ocurren.