Deportes

Gil Alcalá enfrenta hoy a su salvador, Vucetich

La vida lo llevó a una especie de tobogán, pero su esposa no lo dejaría caer más; Vuce, tampoco

Reforma

Édgar Contreras/ Reforma

martes, 08 septiembre 2020 | 07:56

Ciudad de México.- "Una figura como Víctor Manuel Vucetich siempre va a ser una representación de fe en mí mismo".

El autor de la frase no es uno de los jugadores del Guadalajara sino, irónicamente, de su rival esta Fecha 9 en el Estadio Akron: Gil Alcalá, capitán de los Gallos de Querétaro.

El debut en Primera División suele ser el sueño de todo futbolista; el portero no fue la excepción. Nunca imaginó que su primer rival sería la gigantesca sombra de Thiago Volpi, luego las ácidas críticas de los comentaristas, las amenazas de muerte por parte de algunos fanáticos, la desconfianza del club que prefirió traer otro portero. Resbaló por un tobogán destructivo.

"Sí pensaba 'no soy un portero de Primera División, soy un portero del montón, que va a terminar en una Liga en la que a lo mejor nunca pensó estar'. Sí decir, de plano, 'ya para qué lucho, si soy el segundo o el tercero'", recordó en charla con CANCHA.

Solo que su esposa Soumaya no lo dejaría caer más; Vuce, tampoco.

"Él me lo expresó en la primera plática que tuvimos y fue eso: 'lo único que necesito es que tengas resiliencia y que creas en ti porque eres un portero extraordinario, tienes todas las condiciones y cualidades para sobresalir. Ten paciencia, los tiempos de Dios son perfectos y verás que todo va a salir bien'", refirió Gil, quien además trabajó la mentalidad con un coach especialista en celebridades.

Rafa Puente fue cesado en ese Clausura 2019 y Vucetich entró al relevo. Le devolvió la titularidad a Alcalá, quien no la suelta desde marzo de aquel año.

"Siempre va a representar una de las personas más importantes en la vida no solo como futbolista, sino como persona, porque no solo te deja cosas en lo deportivo, sino de aprendizaje en lo personal, te cuenta sus experiencias y cómo puedes llevar tu vida más tranquila en lo futbolístico y económico, es un cariño enorme", dijo Gil sobre el "Rey Midas", quien todo lo que toca lo convierte en oro.

Vuela grulla junto a él

En su brazo izquierdo porta, orgulloso, la cinta de capitán de los Gallos de Querétaro; debajo de esta luce algo aún más significativo: una grulla japonesa.

Para Gil Alcalá, ese tatuaje simboliza su resiliencia.

"Pasé por situaciones complicadas en mi debut y tuve que apoyarme con gente profesional en el tema mental y personal; a una de ellas le gustaban mucho mis tatuajes y me dijo que me grabara algo que me hiciera recordar la situación que viví, 'para que no la vuelvas a vivir, para que siempre que la veas te sientas orgulloso de lo que has logrado'.

"La grulla japonesa es uno de los íconos más importantes en los guerreros japoneses: habla de la fidelidad hacia una persona, es un ave que siempre va a luchar por lo que quiere y a renacer, independientemente de lo que haya vivido", contó Alcalá a CANCHA, de cara al juego contra Chivas.

Ese animal fue una especie de tótem para el padre de Gil, y ahora también para el guardameta.

"Representó el superar el obstáculo de que haya llegado otro portero en mi debut (el argentino Nicolás Navarro), de que haya perdido la titularidad y evidentemente pues mi papá", confesó.

Su otro escudo protector es cortesía de su madre.

"Mi mamá ha sido una representación en el tema de la perseverancia, no rendirte, luchar por lo que quieres. Creo que el valor más importante es la paciencia y la solidaridad. Una frase que siempre me dice es 'calma en el alma', siempre mantener la tranquilidad pese a cualquier situación", contó Gil, cuyos pensamientos ahora solo apuntan a la Selección Mexicana.

La ruta de Gil

Gil Esaul Alcalá Barba debutó el 5 de enero de 2019 en la Liga MX, en la derrota de Querétaro, 2-1 ante Atlas. La primera y lógica comparación fue con Thiago Volpi, extraordinario portero brasileño. Gil recibió hasta amenazas de muerte por sus yerros.

Solo jugó 4 partidos (Atlas, Pachuca, Rayados y Pumas), en la corta era de Rafael Puente del Río como técnico. La situación empeoró cuando Querétaro hizo caso al Vox Populi y contrató a otro portero: el argentino Nicolás Navarro.

Fueron casi 3 meses de tocar fondo. Gil hizo su trabajo con un coach mental. Vucetich le dio la palmada de confianza que requería. El DT lo alineó en la Fecha 12 del Clausura 2019, en el Gallos 1-0 Xolos. Desde entonces no abandonó la titularidad.

Hoy, Alcalá tiene en mente al Tricolor. Suele ser autocrítico. Entonó el mea culpa tras el juego frente a Santos. "No tengo las palabras correctas, solo aceptar la responsabilidad y decirle a la afición que me siento en deuda".