4 lecciones de Steve Jobs para hacer presentaciones de negocios

Por estas razones Steve Jobs era un gran comunicador

Agencias
viernes, 15 marzo 2019 | 21:31

Steve Jobs era muy bien conocido por sus grandes habilidades de comunicación, y sobre todo era famoso por sus presentaciones de nuevos productos de Apple. Por eso, a continuación, te compartimos algunos tips que hacían que sus exposiciones fueran tan efectivas, y que te podrían servir.

Usa las diapositivas de manera inteligente

Steve Jobs realmente no ponía mucha información en sus diapositivas, sino que básicamente colocaba una frase o una imagen que conceptualizara la idea, y después él la explicaba a detalle.

Es importante que no uses las diapositivas de tu presentación como si fuera un telepromter del cual lees todo directamente, ya que la audiencia no se sentirá tan conectada contigo.

Presenta a un ‘villano’

Jobs trataba sus presentaciones como si contara una historia en donde había un villano y un héroe. Por ejemplo, en una exposición de 2007 él dijo que los teléfonos celulares normales y los smartphones de aquel entonces, no eran tan buenos y eran complicados de usar. Es decir, que él presentó a estos productos como los villanos de su historia.

Por eso, es buena idea que tú tomes un problema que hayas detectado y lo describas como si fuera el villano de tu presentación. Después de esto, el siguiente paso que debes dar es…

Presenta a un héroe

Este es el beneficio o la solución al problema (o el villano). En el caso anteriormente descrito de Steve Jobs, su solución a los malos dispositivos que había en aquel entonces fue la pantalla multitáctil del iPhone, con la cual podrías controlar tu teléfono de manera fácil usando únicamente tus dedos.

Por eso, deberías pensar cuál es la solución o quién es el héroe que resolverá el problema del cual estás hablando en tu presentación.

Practica una y otra vez

Recuerda que no sólo importa lo que digas, sino cómo lo digas. Por eso, para asegurarte que tu mensaje llegue claro y conciso a tu audiencia, deberás ensayar tu presentación una y otra vez.

Se dice que Jobs pasaba hasta meses preparando y ensayando una presentación. Incluso hasta modificaba el color y el ángulo de ciertos focos en el escenario y, si era necesario, cambiaba el orden de las diapositivas para siempre mantener el interés de la gente.

Como ves, vale la pena estudiar y emular el estilo de presentación que tenía uno de los empresarios más innovadores que ha habido en los últimos años, pues si vas a aprender de alguien, ¡más vale que sea del mejor!

Por: El Diario NY