Economia

Cierra petróleo año 'negro': baja valor más de 20%

WTI y Brent cerraron el 2020 con una caída anual de 20.5% y 21.5% respectivamente; terminaron la sesión a 48.52 y 51.80 dólares cada uno

Reforma

Reforma

jueves, 31 diciembre 2020 | 14:08

Ciudad de México.- El precio del petróleo intermedio de Texas (WTI) cerró este jueves con un alza del 0.3 por ciento, hasta 48.52 dólares, pero despidió el año 2020, marcado por la fuerte caída de la demanda debido al Covid-19, con una pérdida de valor del 20.5 por ciento.

  En tanto, el el Brent cerró la sesión con un avance de 0.33 por ciento, a 51.80 dólares, pero terminó con una baja anual de 21.5 por ciento. 

Al final de las operaciones en la Bolsa Mercantil de Nueva York (Nymex), los contratos de futuros del WTI para entrega en febrero ganaron 12 centavos con respecto al día anterior.

 De acuerdo con un sondeo de Reuters, es poco probable que los precios del petróleo se recuperen en gran medida en 2021, ya que una nueva variante del coronavirus y las restricciones a los viajes relacionadas amenazan una demanda de combustible ya debilitada.

  La encuesta a 39 economistas y analistas realizada en la segunda quincena de diciembre prevé que en 2021 el precio del Brent promedie 50.67 dólares por barril.

  La cifra es mayor a los 49.35 dólares por barril previstos para el referencial en la consulta del mes pasado, pero no varía mucho respecto de la cotización del Brent en torno a 51 dólares el jueves.

  El pronóstico para los futuros del West Texas Intermediate en Estados Unidos (WTI) es de 47.45 dólares por barril en 2021, mostró la encuesta.

 Eso también está por encima del consenso de noviembre de 46.40 dólares por barril, pero es cercano a los 48 dólares que marcó el referencial estadounidense el jueves.

 El Texas operó este jueves cerca de la línea plana para poner el broche a este volátil ejercicio, en el que los contratos llegaron a caer por primera vez hasta un valor negativo, en abril, debido a la pandemia y la guerra de precios entre Arabia Saudí y Rusia.

 "La primera mitad del año fue destacable y sin precedentes, con un agudo movimiento a la baja y una rápida subida. Después fue como ver la pintura secarse durante varios meses hasta octubre", cuando los precios volvieron a subir, opinó el analista John Kilduff, de Again Capital Management.

 Los inversores han impulsado el precio por la expectativa de que vacunas anticovid permitan al mercado recuperarse y volver a una cierta normalidad, aunque el potencial repunte de casos tras las festividades navideñas genera temores.

 Los expertos están ahora preocupados por el impacto de la contagiosa cepa británica, que ya se ha detectado en Estados Unidos y otros países, u otros contratiempos sobre las previsiones de demanda de crudo para el primer trimestre de 2021.

 Del lado de la oferta, el mercado tiene la vista puesta en la reunión que mantendrán el próximo lunes los miembros de la OPEP y sus aliados para abordar el incremento de suministro a partir de febrero.