Economia

Multa tribunal ruso a Google con 98 mdd

Rusia multó a Google con 98 mdd por el supuesto incumplimiento reiterado de la obligación de eliminar contenidos que considera ilegales

Reforma

Reforma

viernes, 24 diciembre 2021 | 09:08

Moscú, Rusia.- Un tribunal de Moscú informó el viernes de que iba a imponer una multa de 7 mil 200 millones de rublos (98 millones de dólares) a Google, por el supuesto incumplimiento reiterado de la obligación de eliminar contenidos que Rusia considera ilegales, la primera multa de este tipo en el país que se basa en los ingresos.

 Moscú ha incrementado este año la presión sobre las grandes empresas tecnológicas en una campaña que, según los críticos del Kremlin, constituye un intento de las autoridades rusas de ejercer un control más estricto sobre internet, lo que, a su juicio, supone una amenaza la libertad individual y empresarial. 

Google, propiedad de Alphabet, dijo en un correo electrónico que estudiaría el fallo del tribunal antes de decidir qué medidas tomar.

 Rusia ha impuesto pequeñas multas a empresas tecnológicas extranjeras a lo largo del año, pero la sanción del viernes es la primera vez que impone un porcentaje de la facturación anual de una empresa en Rusia, lo que aumenta considerablemente el importe de la multa.

 No se especificó el porcentaje, aunque los cálculos de Reuters muestran que equivale a algo más del 8 por ciento.

 Rusia ha ordenado a las empresas que eliminen las publicaciones que fomentan el consumo de drogas y los comportamientos peligrosos, así como información sobre armas caseras y explosivos, además de aquellas realizadas por grupos que califica de extremistas o terroristas.

 Google, que ha pagado este año más de 32 millones de rublos en multas por infracciones en materia de contenidos, está en desacuerdo con Moscú en varias cuestiones. Rusia le ha exigido que restablezca el acceso a los canales en alemán de la cadena estatal RT.

 Moscú también ha exigido que 13 empresas tecnológicas extranjeras y, en su mayoría, estadounidenses, entre las que se encuentran Google y Meta Platforms, se instalen en suelo ruso antes del 1 de enero o se enfrenten a posibles restricciones o prohibiciones totales.