Economia

Retrasan juicios fiscales

Aunque el TFJA tiene 3 meses de haber reiniciado actividades, se han acumulado miles de juicios sin resolver entre el SAT y contribuyentes

Reforma

Jorge Cano/Reforma

martes, 10 noviembre 2020 | 09:02

Ciudad de México.- Debido a la contingencia sanitaria se han acumulado miles de juicios fiscales sin resolver, lo que limita la defensa de los contribuyentes ante decisiones de la autoridad, aseguran analistas.

De enero a septiembre de 2020, se registraron 8 mil 311 juicios fiscales entre el Servicio de Administración Tributaria (SAT) y contribuyentes, esto es menos de la mitad de los 17 mil 492 juicios realizados en el mismo periodo de 2019 y del promedio de los últimos cinco años de más de 17 mil juicios.

Por la contingencia sanitaria, el Pleno de Sala Superior del Tribunal Federal de Justicia Administrativa (TFJA) determinó la suspensión de actividades jurisdiccionales del 18 de marzo al 30 de junio de 2020, por lo que en este periodo no se notificaron sentencias al SAT.

A pesar de que los funcionarios del TFJA tienen más de tres meses de haber regresado, existe un rezago considerable debido a que trabajan con personal reducido, explicó Ricardo Martín González, socio de la firma Martín, Isla & Pickering Abogados.

"Hay casos completamente congelados en el Tribual. No han avanzado las admisiones de demanda y las notificaciones a la autoridad. Esos dos puntos particulares están muy atrasados lo que ha provocado que los juicios hayan disminuido", dijo.

Procesos como el acuerdo de admisión de una demanda contra actos del SAT tomaban antes de 2 a 3 semanas, ahora puede tardar hasta 5 meses. Además, ya no es posible presionar el avance de los trámites, puesto que sólo se permite entrada a los tribunales con cita. 

Martín González comentó que, en su caso, cerca del 70 por ciento de las demandas contra actos de autoridad del SAT no se han admitido y alrededor del 50 por ciento de las que le han admitido, el SAT no ha notificado de recibido.

No obstante, descartó que la reducción de juicios se deba a que los contribuyentes se sientan intimidados de recurrir a actos jurídicos contra el SAT.

"El número de demandas y juicios debería de haberse incrementado por la insistencia de la autoridad en fiscalización y determinación de créditos fiscales. No se han reflejado porque está pendiente de que se admitan y se notifique a la autoridad", afirmó.

El hecho de que los contribuyentes no puedan recurrir a medios de defensa por la saturación de los tribunales implica que el SAT puede ejecutar los créditos fiscales que haya emitido y que estén en proceso de ser impugnados; en otras palabras, la autoridad fiscal puede exigir el pago e incluso embargar bienes, afirmó el experto.

A pesar de haber realizado casi la mitad de juicios, el SAT ganó 71 mil 251 millones de pesos en lo que va del año, sólo 21 por ciento menos que en 2019. Esto se debió a que incrementó su proporción de juicios ganados de 68.2 a 71.7 por ciento.