Economia

Sector mueblero lucha vs efectos del Covid-19

Tienen una baja del 10% respecto al 2019

Tomada de internet

Manuel Quezada/El Diario

domingo, 23 agosto 2020 | 17:30

Chihuahua, Chih.- El sector mueblero de Chihuahua continúa sorteando los efectos adversos de la pandemia del Covid19, registrados principalmente entre marzo, abril y mayo, y aunque se tiene un repunte de ventas, aún están alrededor de 10 por ciento abajo respecto del 2019.

Lo anterior lo señaló ayer el director general de Mueblerías Portillo, Carlos Fierro Portillo, quien también consideró que las autoridades deberían ampliar los horarios de venta para el sector comercial ya que con el tiempo acotado que trabaja hoy se tiene mayor riesgo de aglomeraciones y contagios.

Precisó que el sector formal del comercio y servicio cumple cabalmente con los protocolos establecidos como es el uso de cubre bocas, gel antibacterial, tapetes sanitizantes, tomando temperaturas, desinfectando las áreas y con acceso controlado a los negocios para controlar los riesgos de contagio.

El problema se tiene cuando la gente está con la familia y amigos, donde ahí se percibe que se relajan las medidas de cuidado.

Observó que dado el cumplimiento de protocolos en los establecimientos comerciales y de servicios, debería permitirse un mejor horario de trabajo ya que se puede ver que el riesgo de contagio es menor en estos sitios que hasta en las mismas reuniones sociales que se llevan a cabo en hogares y otros sitios.

Al retomar el caso que enfrentan las mueblerías, el director general de Mueblerías Portillo señaló que la situación es mejor ahora respecto de los meses de marzo a mayo, aunque insistió en que todavía no están como quisieran.

Informó que en su caso, las ventas cayeron alrededor del 20 por ciento, debido a la pandemia y al hecho de que suspendió su tradicional exposición comercial.

Sin embargo, indicó que sí hay incremento en las ventas de muebles respecto a esos tres meses que fueron por demás complicados.

El empresario dijo que algunos muebles se escasearon debido a que las fábricas que los producen solo trabajan al 30 por ciento de su capacidad, aunque se está regularizando poco a poco.

Carlos Fierro dijo que fue necesario adaptarse a las nuevas circunstancias, las cuales obligaron prácticamente a ir cambiando los esquemas de venta, por lo que tuvieron que entrar a la oferta virtual de los muebles y electrodomésticos.

Señaló que, sin duda, la atención personalizada sigue siendo la mejor forma de trabajar en el sector mueblero.

La gente ha vuelto poco a poco a las mueblerías gracias a diversos factores, como el hecho de que se ha dejado de ir a hacer compras a El Paso, Texas, lo cual era costumbre de muchas familias, aunque pagaran hoteles, restaurantes y otros servicios y ahora toda esa masa de dinero se queda en Chihuahua.

Indicó que los norteamericanos se quedaron prácticamente sin fábricas de muebles y mejor importan de China, Vietnam, Filipinas y México sus productos para su venta.

Por ello, todo lo que se ofrece allá, se puede encontrar fácilmente aquí con todas las garantías y calidad.

En torno a los precios de los muebles, indicó que se han mantenido estables, a pesar de que hace meses que se fue el tipo de cambio a 24 o 25 pesos por dólar, pero ya estabilizó en 22 pesos y eso llevó a una estabilidad.

Fierro Portillo indicó que las mueblerías que suban sus precios seguramente saldrá del mercado, lo cual lleva a redimensionar muchas cosas en empleo, costos de operación y otros conceptos. La pandemia no se va a ir en unos meses, perdurará al menos uno o dos años, y es necesario que todos los negocios se adopten a estas nuevas circunstancias.

Finalmente indicó que confían en que las cosas puedan ser cada vez mejor, pero insistió en que para ello, es necesario no restringir a ciertas horas la actividad comercial y bancaria, para evitar las aglomeraciones y riesgos de contagios.