Economia

Siguen acciones de Aeroméxico en picada: ahora caen 18%

Los títulos de Aeroméxico operan este viernes con una caída de 18.18 por ciento, a 1.44 pesos, tras desplomarse ayer más de 50 por ciento

Reforma

Reforma

viernes, 17 diciembre 2021 | 11:03

Ciudad de México.- Las acciones de Aeroméxico tuvieron un "jueves negro" y este viernes no pinta mucho mejor, luego de que la firma anunciara una oferta pública de adquisición como parte de su proceso de reestructura financiera.

Los títulos de la mayor aerolínea del País, que ayer se desplomaron 52.30 por ciento en la Bolsa Mexicana de Valores (BMV), a 1.79 pesos cada uno, hoy operaban con una caída adicional de 18.8 por ciento, a 1.44 pesos, antes de que fueran suspendidas en el mercado.

Tras la caída, la BMV suspendió la cotización de las acciones. Los títulos fueron detenidos cuando cotizaban en 1.44 pesos, para realizar una subasta de volatilidad.

 El desplome de ayer al cierre de la jornada representó su mayor pérdida porcentual desde que Aeroméxico comenzó a cotizar en 2011. Asimismo, el nivel 1.79 pesos significaba su precio más bajo de la historia, por lo que su cotización de esta mañana rebasaría dicho récord negativo. 

A los tenedores de Grupo Aeroméxico se les ofrecerá un centavo por acción antes de que la empresa salga de su proceso de reestructuración financiera bajo la Ley de Quiebras de Estados Unidos.

 Una sociedad, no relacionada con la aerolínea y cuyo nombre no se dio a conocer, iniciará una oferta pública voluntaria para dar a los accionistas existentes la opción de retirarse del capital social de Aeroméxico antes de que las nuevas contribuciones para pagar la salida del Capítulo 11 "diluyan sustancialmente" los títulos actuales, de acuerdo con un comunicado de la compañía aérea.

  El tercero detrás de la oferta iniciará los trámites para obtener la aprobación de la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV) y de la Bolsa Mexicana de Valores (BMV), con lo que se espera que en un futuro podría deslistarse de la plaza bursátil y dejar de ser pública.

 Los papeles en manos de la estadounidense Delta Air Lines, la mayor accionista de la aerolínea nacional, no serán parte de la oferta, lo que significa que se podría adquirir hasta el 49 por ciento de las acciones (331 millones 480 mil 713) antes de la disolución, pero eso representará menos del 0.01 por ciento del total de los papeles una vez que entre en vigencia el plan de reestructuración, según el documento en el que no dio detalles sobre la sociedad externa interesada.

 La caída en el precio de las acciones de Aeroméxico se debe a la expectativa de los traders de que la oferta de terceros que anunció la empresa viene con precio de remate; algunos operadores consideran que el precio ofrecido por los terceros no llegará ni a un peso por acción.

  La oferta se pagaría con fondos del postor después de que surtan efectos las resoluciones de la asamblea de accionistas respecto a la capitalización de pasivos y nuevas aportaciones.

 "Dentro de los nuevos accionistas estará un grupo de accionistas mexicanos estratégicos, con 4.10 por ciento; Apollo, con 22.38 pre ciento; y Delta Airlines, con 20.00 por ciento; y el resto distribuido entre todos los nuevos inversionistas y acreedores que capitalicen sus créditos reconocidos en acciones representativas del futuro capital social de Aeroméxico", explicó la aerolínea mexicana el jueves.

 Ayer, las acciones de Aeroméxico en la BMV llegaron a caer más de 70 por ciento y fueron suspendidas en más de una docena de ocasiones durante la jornada por rebasar rangos estáticos y considerarse subasta negativa.

 La semana pasada, la empresa había informado la Corte de Quiebras estadounidense con la que lleva su proceso le aprobó enviar su plan de reestructuración a los acreedores para su votación, un paso clave antes de buscar la aprobación final del tribunal para salir de bancarrota. La audiencia de confirmación se fijó para el 18 de enero.