Economia

Temen empresarios que se rompa cadena automotriz

Ante el cierre de plantas en México debido a la pandemia, EU y Canadá podrían buscar proveedores en otros países

Reforma

Frida Andrade/ Reforma

martes, 12 mayo 2020 | 07:07

Ciudad de México.- El año pasado, México exportó 136 mil 712 millones de dólares de autos, camiones y autopartes a EU, las cuales podrían estar en riesgo si no hay una apertura coordinada del sector en ambos países, alertaron empresarios.

"Es importante regresar de manera coordinada con el resto de la cadena global de la región de América del Norte.

"Si nos convertimos en el eslabón que rompe esa cadena estamos en riesgo de que nuestros clientes en EU y Canadá puedan buscar alternativas distintas a las que tienen ahora", dijo Fausto Cuevas, director general de la Asociación Mexicana de la Industria Automotriz (AMIA).

De acuerdo con el Departamento de Comercio de Estados Unidos, alrededor de 36 por ciento de las compras totales que hace esa nación son manufacturas mexicanas, principalmente autopartes, cifra que estaría en riesgo de reducirse.

El año pasado, México exportó a Estados Unidos 61 mil 682 millones de dólares, casi el cuádruple que sus competidores más cercanos: Canadá y China, quienes vendieron al mercado estadounidense 16 mil 753 millones y 15 mil 282 millones de dólares, respectivamente.

Óscar Albin, presidente de la Industria Nacional de Autopartes (INA), aseguró que los clientes de México en Estados Unidos podrían buscar otros proveedores.

"Es una realidad, cualquier cliente, cuando no tenga abastecimiento oportuno en calidad, servicio y costo de su proveedor, buscará alternativas; nadie se quedará sin fabricar un auto o un tractocamión porque les falte un arnés o un asiento", explicó Albin.

Cuevas consideró que se deben dar señales de que hay coordinación con la cadena global y que México es tan competitivo como antes de la crisis sanitaria.

En otro orden, Albin advirtió que la producción de autopartes caerá 28 por ciento al cierre de este año, a un valor de 70 mil 877 millones de dólares, en el mejor de los escenarios.

"Enero y febrero fueron meses muy buenos, equivalentes a los del año anterior; en marzo empezaron los paros y tuvimos una baja y en abril prácticamente cero manufactura de autopartes", explicó.

Se prevé que con la reapertura para la industria, que se puede dar esta semana, los números serán mejores para los siguientes meses, añadió.

"Hemos estado revisando los protocolos que deberemos estar aplicando para el regreso de la actividad lo antes posible", resaltó Albin.

Con la entrada en vigor del Tratado comercial México, Estados Unidos y Canadá (T-MEC) habrá oportunidades de incrementar la manufactura de autopartes, pues se deberá aumentar el contenido regional.