El Paso

Contratan más fiscales para acelerar juicio vs Crusius

.

Corrie Bodreaux/El Paso Matters / Yvonne Rosales y su asistente John Briggs

Molly Smith / El Paso Matters

jueves, 28 julio 2022 | 05:00

Semanas después de que un juez estatal de Distrito amonestó a la fiscal de Distrito (DA) de El Paso por no presentar ninguna moción en el caso del tiroteo en Walmart, a pesar de que quiere que el caso vaya a juicio el próximo año, la fiscalía presentó varias mociones el viernes.

Estos incluyen un aviso de la incorporación a la oficina de la DA de dos nuevos fiscales estatales para el caso, quienes fueron traídos de fuera de la ciudad: Monica Barron Auger y Adaeze Ada Nwaneri, quienes anteriormente trabajaron en el Valle del Rio Grande y el Oeste de Texas, respectivamente.

Se unirán a los fiscales asistentes de Distrito John Briggs, Michelle Hill y Habon Mohamed, quienes ya estaban trabajando en el caso contra Patrick Crusius, el presunto tirador.

La decisión de la fiscal de distrito Yvonne Rosales de “contratar abogados de fuera de la ciudad que procesarán este caso” fue “el secreto peor guardado en la comunidad legal”, dijo el juez de Distrito 409 Sam Medrano en una audiencia el 1 de julio. En ese momento, Rosales le dijo al juez que la Fiscalía aún no había hecho las contrataciones.

Se desconoce cuándo Barron Auger y Nwaneri se unieron a la Fiscalía de Distrito y si trabajarán fuera de El Paso.

“Desafortunadamente, debido a la orden de mordaza, no tenemos nada que decir”, dijo Paul Ferris, portavoz de la Oficina del fiscal de Distrito, en respuesta a las preguntas sobre las presentaciones recientes.

Medrano emitió una orden de mordaza en el caso el 1 de julio, luego de que Rosales diera una declaración a KTEP y al Dallas Morning News indicando su deseo de que el caso fuera juzgado en el verano de 2023: antes del juicio federal, que se fijó para enero de 2024.

En junio, la oficina del fiscal recibió casi 1.9 millones de dólares en fondos de subvenciones estatales para ayudar a cubrir los costos asociados con el juicio.

“La Oficina del Fiscal de Distrito buscará formar un equipo de fiscales que tengan experiencia especializada en casos de homicidio capital, junto con personal de apoyo experimentado, para buscar justicia en el enjuiciamiento del acusado”, se lee en la solicitud del apoyo.

Esto incluiría la contratación de tres fiscales principales, un jefe de juicios de división, dos asistentes jurídicos superiores y dos secretarios jurídicos superiores. Los salarios de los abogados principales se enumeraron en aproximadamente 185 mil dólares –beneficios incluidos–, según la solicitud.

El director interino de recursos humanos del Condado de El Paso, Sam Trujillo, no respondió un correo electrónico en el que se solicitaba la fecha de contratación o el salario de los nuevos fiscales adjuntos.

Barron Auger tiene licencia para ejercer la abogacía en este estado desde 2000, según el Barra Estatal de Texas, y Nwaneri desde 2013. 

Barron Auger fue fiscal asistente de Distrito de la Oficina del Fiscal de Distrito Penal del Condado de Hidalgo de 2001 a 2021, según la oficina. Nwaneri trabajó en la Oficina del Fiscal de Distrito del Condado de Midland desde 2015 hasta 2021, según su perfil de LinkedIn, y antes de eso fue fiscal asistente de distrito en los condados de Ector y Dallas.

Buscará pena de muerte

La Oficina del Fiscal del Distrito de El Paso también presentó el viernes una moción notificando a Medrano y a los abogados defensores de su intención de buscar la pena de muerte. El presunto pistolero ha sido acusado de 23 cargos de asesinato capital, que es el único cargo estatal en Texas elegible para la pena de muerte.

Los fiscales federales aún tienen que anunciar si ellos también buscarán la pena de muerte.

Al principio del caso, el entonces fiscal de Distrito, Jaime Esparza, dijo que buscaría la pena de muerte, pero nunca presentó un aviso oficial de intención, según los registros judiciales.

Esparza dijo repetidamente que los fiscales estatales deberían tener prioridad en el procesamiento del caso, mientras que Rosales expresó durante su campaña de 2020 su disposición para dejar que los fiscales federales fueran primero.

Aún no se ha fijado una fecha para el juicio en el caso estatal. En la audiencia del mes pasado, Medrano dijo que no interferiría con el juicio federal.

“Este tribunal continúa preparándose para el juicio de este caso”, dijo Medrano. “Pero este tribunal no va a interferir con el juicio federal programado para enero de 2024”.