El Paso

Protestan a favor y en contra de EPPD

El evento “El Paso For Black Lives” fue convocado bajo la consigna de quitar fondos a la policía y de justicia ante brutalidad policiaca

Roberto Carrillo / El Diario de El Paso

jueves, 11 junio 2020 | 08:32

El Paso.- Dos protestas tuvieron lugar en la zona Centro ayer por la tarde. Grupos antagónicos convergieron ante la mirada de oficiales del Departamento de Policía de El Paso (EPPD).

Un contingente de unas 70 personas, incluyendo veteranos de las fuerzas armadas, funcionarios del Partido Republicano de El Paso, e incluso algunos con armas largas, realizaron un mitin con diferentes oradores, mostrando apoyo incondicional a las fuerzas policiacas.

Alrededor 600 personas realizaron una marcha por el primer cuadro, recorriendo la calle Santa Fe, la avenida Paisano, la calle Mesa hasta la Plaza San Jacinto donde pararon para evitar confrontaciones.

El evento “El Paso For Black Lives” fue convocado bajo la consigna de quitar fondos a EPPD, y de reiterar el llamado de justicia ante actos de brutalidad policiaca en diferentes partes del país, y que han hecho eco debido a la muerte de George Floyd en Minneapolis.

En esta protesta marcharon lo mismo hispanos, como afroamericanos, así como gente joven y niños lanzado proclamas como: “Así es como luce la democracia” y “Black Lives Matter”. 

“No estaré en silencio y no tendré miedo, mi vida entera ha cambiado por el color de mi piel, por la forma en que fui educada, por la forma en que los profesores me trataron, al igual que los hospitales y la forma en que la gente me mira cuando se aproximan a mi”, dijo una joven oradora afroamericana al tomar la palabra en la Plaza San Jacinto, con el respaldo de los presentes.

“Toda mi vida he estudiado y trabajado muy duro, pensando en la profesión que iba a seguir para encontrarme con puertas cerradas y me encuentro cansada de ello”, agregó ante la aprobación de los presentes.

La marcha pacífica enfiló hacia las inmediaciones del Parque Cleveland, una vez que los integrantes de la protesta a favor de EPPD se dispersó faltando 10 minutos para las 8 de la noche.  

Sin embargo, con la presencia de un grupo de personas portando letreros con consignas como “No Justice, No Peace”, justo en los linderos del Parque Cleveland, ocasionó que hubiera tensión entre ambos puntos de vista.

Sammy Carrejo, quien lideró la protesta “Open Texas” el pasado 27 de abril y por la cual recibió un citatorio por parte de EPPD, encaró a las personas que esperaban junto a un puesto de primeros auxilios.

Carrejo no portaba máscara facial cuando encaró a un par de jóvenes mujeres en el puesto de auxilio, una de las cuales sostenía un letrero con la reiterada consigna “No Justice, No Peace”.

Tras un intercambio de palabras, y la llegada de más personas en contra de su postura, las personas convocadas por el paseño Pedro Antonio Agüero se retiraron del lugar.

Agüero, quien se ha identificado como conservador, ha participado en diferentes hechos en apoyo del presidente Donald Trump y su reelección, así como por la construcción del muro binacional.

“Hay grupos que vienen de afuera de nuestra ciudad que están tratando de instigar violencia en la mente de nuestros jóvenes”, dijo Agüero, señalando específicamente al grupo Sunrise que tiene representación en diferentes ciudades.

Cuando la marcha se aproximó al Parque Cleveland un grupo llamado “Faith Peace Keepers”, portando chalecos naranjas, trató de evitar que hubiera contacto alguno entre Agüero, Carrejo y pocas personas que permanecían en el lugar con una posición contraria al contingente mayor.

Afortunadamente, dicha situación tampoco escaló entre quienes participaban en la protesta contra la violencia.

Al cierre de esta edición la presencia de los oficiales de EPPD fue siempre vigilante y a distancia, otorgando incluso seguridad a la ceremonia de graduación de Horizon High School que se llevaba a cabo en el Estadio Southwest de beisbol, a una cuadra de distancia, sin que se reportaron incidentes al momento.

Al caer la noche elementos de la Guardia Nacional se apostaron en las inmediaciones del Edificio de la Corte del Condado, resguardando las instalaciones.