El Paso

Sorprende triunfo electoral de republicana nacida en México

Será congresista en un distrito texano de tradición demócrata

Archivo / Mayra Flores hizo historia

Patrick Svitek/The Texas Tribune

viernes, 17 junio 2022 | 05:00

Austin— La republicana Mayra Flores prevaleció el martes en una elección especial para ocupar un escaño abierto en el Congreso en el Sur de Texas, lo que marcó un gran avance para los republicanos ansiosos por abrir nuevos caminos en la región históricamente azul, color ligado al Partido Demócrata.

Flores venció a Dan Sánchez, el demócrata con más posibilidades en esta contienda que fue muy seguida por los medios; la republicana será la primera congresista federal nacida en México. Y aunque su período legislativo será sólo hasta enero próximo, los republicanos anunciaron su victoria como un impulso en su nueva ofensiva en el Sur de Texas.

Tras contar todas las casillas el martes por la noche, Flores obtuvo el 50.98 por ciento de los votos y Sánchez el 43.33 por ciento. Había otros dos candidatos menos conocidos, el demócrata René Coronado y la republicana Juana “Janie” Cantú-Cabrera, en la contienda.

En elecciones especiales en Texas aparecen en la boleta varios candidatos sin importar que se repitan miembros del mismo partido. Es por ello que hubo dos demócratas y dos republicanos.

Sánchez es un abogado de Harlingen y ex comisionado del Condado de Cameron, mientras que Flores, una terapeuta respiratoria, es la republicana nominada para el puesto en noviembre.

Hablando poco después de las 9:30 p.m., Flores declaró la victoria y dijo que su campaña “no dio a nadie por sentado”.

“Durante más de 100 años, nos han dado por sentados”, dijo en su fiesta de la noche de las elecciones en San Benito. “Te mostraré cómo es la representación real. Representaré a todas las personas”.

Sánchez concedió en un comunicado que señaló con el dedo a los demócratas nacionales por no hacer lo suficiente para defender el escaño. Habían argumentado que la inversión en esta contienda no valía la pena.

“Según los resultados, nos quedamos un poco cortos esta noche a pesar de haber sido superados por millones de dólares de intereses fuera del estado y de la completa maquinaria republicana”, dijo. “Demasiados factores estaban en nuestra contra, incluido poco o ningún apoyo del Partido Demócrata Nacional y el Comité de Campaña del Congreso Demócrata”.

La elección especial fue convocada para terminar el mandato del ex representante federal demócrata Filemón Vela, de Brownsville, quien renunció en marzo para trabajar para la firma de cabildeo Akin Gump.

Los republicanos han estado ansiosos por cambiar el escaño como parte de su nueva ofensiva en el Sur de Texas después del bajo desempeño de Biden en la región predominantemente hispana en las elecciones de 2020. Flores y sus aliados gastaron más de $1 millón en anuncios de televisión en la elección especial, mientras que los demócratas nacionales en gran medida se mantuvieron alejados, argumentando que no valía la pena salvar un escaño que volverá a estar disponible en noviembre, y bajo nuevos límites más favorables.

La dinámica colocó a los demócratas en una posición inusualmente de desventaja en una región del estado que han dominado durante mucho tiempo. Ampliamente superado por Flores en gasto, Sánchez comparó repetidamente la elección especial con una pelea de David contra Goliat, identificándose como David.

Flores hizo una fuerte campaña sobre su historia como esposa de un agente de la Patrulla Fronteriza y como inmigrante mexicana cuyos padres la trajeron a los Estados Unidos cuando era niña. En su mayoría ignoró a Sánchez, pero adoptó un tono severo contra Washington, D.C. y los demócratas en general. 

En uno de sus anuncios de televisión, dijo que el Valle del Río Grande está “bajo ataque” en la frontera y prometió no permitir que el “compadrismo” (amiguismo) “en Washington arruine nuestras comunidades”.