Escaparate

Crece el riesgo en línea: técnicas para evitar ser víctima de un hacker

Los denominados ciberdelitos son cada vez más frecuentes y se actualizan a un ritmo constante, superando muchas veces los esfuerzos de los programas que combaten contra este tipo de ataques.

El diario

jueves, 19 mayo 2022 | 12:59

Además, el mayor tiempo en línea nos expone a mayores riesgos al respecto. Es por ello que en el siguiente artículo te brindaremos una lista de herramientas y recursos que pueden ser de gran utilidad para evitar dolores de cabeza en internet en 2022.

¿Qué actividad no se ha visto mediada y transformada por la presencia de los teléfonos inteligentes e internet en las últimas décadas? Hoy en día podemos enviar y recibir archivos con una facilidad más que asombrosa, lo que sin dudas hace de nuestra vida algo mucho más sencilla por un lado, mientras que por el otro nos expone a nuevos riesgos y amenazas constantes.

Por ejemplo, fenómenos como el boom de las criptomonedas no solo han revolucionado la forma de pensar a la economía y a las finanzas, sino que también han tenido el efecto colateral de nuevas estrategias de robos y estafas financieras. Es por ese mismo motivo que a continuación repasaremos algunas técnicas que pueden mejorar de forma radical nuestra experiencia en internet. Empecemos. 

1) Conectarse a una red VPN

Como habrás podido notar entre tus amigos y usuarios de internet, la utilización de extensiones como VPN Chrome ha ido en aumento en el último tiempo. Lo que antes se pensaba como una herramienta sofisticada para programadores, hoy en día es una necesidad de primera mano para cualquier persona. ¿Por qué sucede eso?

Para comenzar, debemos tener en claro que conectarse a una red VPN es una excelente manera de proteger nuestra información confidencial y privada de caer en manos de terceros no deseados. Al conectarnos a una red de internet abierta como la de bares o aeropuertos, por ejemplo, muchas veces dejamos expuestas nuestras claves y datos personales ante atacantes que bien pueden recurrir a técnicas de phishing, entre otros ciberdelitos.

Una VPN evita ese factor ya que crea un túnel invisible en donde transmite nuestros datos y actividad en la web de forma cifrada de un extremo al otro, en donde encontraremos el servidor VPN al que nos hemos conectado. Así, nuestra dirección IP queda oculta y es muy difícil ser rastreado incluso en el internet de 2022 en donde los seguimientos son cada vez más frecuentes.

2) Autenticación múltiple

Habrás notado que muchas páginas y correos electrónicos piden a sus usuarios que completen los datos para una autenticación de al menos dos factores con el fin de evitar hackeos o suplantaciones de identidad. Estos inicios de sesión buscan una mayor seguridad y garantizarse que somos nosotros quienes intentamos acceder, sobre todo cuando cambiamos de dispositivo. 

El caso más frecuente es el envío de códigos por correo electrónico o mensajería celular, aunque también existen casos de utilización de datos biométricos como la huella digital, reconocimiento facial o la última novedad que es la lectura del globo ocular. Estas técnicas han surgido no solo ante la gran cantidad de ataques, sino ante la tendencia de muchos usuarios de utilizar claves débiles.

3) Actualizar sistemas operativos con frecuencia

Por último, las actualizaciones son vitales para sentirnos seguros en línea. Al mantener nuestras aplicaciones y sistemas operativos al día, contamos con todas las herramientas desarrolladas por dicho software para combatir las también frecuentes actualizaciones de las estrategias de los atacantes. 

Descuidar este factor puede ser un error frecuente que podemos evitar de manera sencilla. Te recomendamos, incluso, que al término de esta nota, te tomes un segundo para revisar si tienes las últimas versiones de tus herramientas digitales recurrentes.