Espectáculos

Deja dorado legado

Con más de 50 películas en su trayectoria, fueron cuatro las cintas que convirtieron a Sidney Poitier en un referente del cine; con su interpretación en Lilies of the Field logró hacer historia como el primer actor negro en ganar la estatuilla

Brisa Frias /El Diario

sábado, 08 enero 2022 | 05:00

Sidney Poitier, la primera gran estrella negra de Hollywood, falleció ayer a los 94 años de edad, dejando tras sí un legado contenido en más de 50 películas en las que encarnó a personajes que desafiaron los estereotipos raciales de la época.

Hijo de padres bahameños, nacido en Miami, el actor se convirtió en el primer afroamericano en ser nominado a un premio de la Academia con ‘The Defiant Ones’ (Fugitivos) de 1958, y pocos años después fue el primero en ganar el Óscar a Mejor Actor por su interpretación en ‘Lilies of the Field’ (Los lirios del valle) de 1963.

Transitando del cine a blanco y negro al technicolor, Poitier –quien se había entrenado actoralmente en Broadway- trabajó imparablemente; de su extensa filmografía destacan cintas como ‘To Sir With Love’, ‘In the Heat of the Night’ y ‘Guess Who's Coming to Dinner’.

Así, el primer ídolo negro de Hollywood ayudó abrir las puertas de la industria para que otros actores y actrices tomaran papeles alejados de los estereotipos predominantes, justo en un momento de gran tensión racial.

En 2002, 38 años después de recibir el Óscar al mejor actor, Poitier fue elegido por la Academia de las Artes y las Ciencias Cinematográficas para recibir el Óscar Honorífico.

A continuación un repaso por cuatro de sus más importantes filmes. 

No Way Out (1950)

El director Joseph L. Mankiewicz le dio a Poitier su primera oportunidad en el cine, con un personaje víctima del racismo imperante en Estados Unidos a mediados del siglo pasado.

En la cinta, dos criminales blancos son heridos en un tiroteo y se encierran junto a un médico negro para que les cure. Tras morir uno de ellos, el que sobrevive acusa al doctor de asesinato. La muchedumbre que sigue los acontecimientos la toma contra el médico secuestrado, en lugar de con el criminal.

Band of Angels (1957)

Ambientada en las plantaciones sureñas, en esta película el personaje de Poitier está al servicio del dueño, interpretado por Clark Gable, y de la mestiza que pasa de señora de la casa a esclava a la venta tras morir su padre, Yvonne De Carlo. 

El papel que hizo en esta película dirigida por Raoul Walsh significó su ingreso a las grandes ligas de Hollywood.

The Defiant Ones (1958)

De la mano del director Stanley Kramer, con quien trabajó en varias ocasiones, Poitier obtuvo por este papel su primera nominación al Óscar.

La trama se enfoca en la tensión racial que hay entre el par de fugitivos que anhelan la libertad, quienes tienen que aprender a colaborar a pesar de sus diferencias.

Lilies of the Field (1963)

Mientras recorre el desierto de Arizona, Homer Smith, un trabajador itinerante, conoce a cinco monjas que viven en una situación muy precaria. Tras reparar las goteras del granero de la comunidad, Homer se encuentra con que la Madre Superiora no sólo no piensa pagarle ese trabajo, sino que además quiere que le construya gratis una capilla.

La interpretación de Poitier en el relato rural fue del gusto de la Academia, y con ese papel bondadoso logró hacer historia como el primer actor negro en ganar la estatuilla.