Espectáculos

Esto sucedió después de la bofetada de Will Smith a Chris Rock

Nada pudo ser más antiético para la imagen que el astro cultivó cuidadosamente durante más de tres décadas

The New York Times

De la Redacción / El Diario de Juárez

jueves, 07 abril 2022 | 17:53

“Oficialmente no queremos que te vayas. Queremos que te quedes”.

Ese fue el mensaje que Will Packer, productor de los Oscar de este año, se apresuró a darle a Will Smith menos de 45 minutos después de que el nominado al Oscar le pegara al presentador Chris Rock en el escenario del Teatro Dolby.

Para aquellos que atestiguaron el drama tanto en el escenario como tras bambalinas el 27 de marzo, los recuerdos exactos de lo que sucedió después de la bofetada han sido discordantes y hasta contradictorios.

Entre los puntos más polémicos están éstos: El comunicado de la Academia de Artes y Ciencias Cinematográficas dice que a Smith "le pidieron que abandonara la ceremonia y él se rehusó". El equipo de Smith no estuvo de acuerdo con la naturaleza de la petición.

The Times habló con más de una docena de personas que estuvieron esa noche en los Oscar o tuvieron conocimiento indirecto de lo que sucedió y a través de las conversaciones se han aclarado algunas cosas.

Debido a la sensibilidad de la situación, ninguna de las fuentes quiso que se mencionara su nombre. La academia y representantes de Smith rechazaron opinar.

“Yo creo que todos tienen su verdad”, comentó una de las fuentes. “Hay cinco personas que verdaderamente saben lo que sucedió esa noche. Y en esos momentos de presión, las cosas pudieron haberse malentendido por todas las partes”.

Tras bambalinas del Teatro Dolby se encontraban las estrellas del tenis Venus y Serena Williams —para apoyar la cinta “El Rey Richard” nominada a la mejor película— y estaban medio viendo la transmisión.

Jake Gyllenhaal y Zoé Kravitz estaban esperando entrar al escenario, al igual que Kevin Costner, quien presentaría enseguida el Oscar a la mejor dirección.

Luego ocurrió la bofetada y el salón quedó en silencio.

La mayoría asumió que se trató de un toque de comedia. No había manera de que el agradable y estimado Smith hubiera irrumpido en el escenario para pegarle a Rock en un show en vivo de la televisión debido a un chiste.

Nada pudo ser más antiético para la imagen que el astro cultivó cuidadosamente durante más de tres décadas de exitosas películas, discos sencillos y abundantes proyectos exitosos adicionales.