Espectáculos

Las letras de Yayis: Tamales de la Candelaria

El aroma a tamales y a champurrado puede percibirse por las calles

De la Redacción
sábado, 02 febrero 2019 | 08:29
Cortesía

El aroma a tamales y a champurrado puede percibirse por las calles, ya están las familias reunidas en hogares llenos de calor y de risas, me llena de orgullo ser mexicana, siempre buscamos una buena razón para juntar a nuestros seres queridos. En este caso es el Día de la Candelaria. Pero ¿sabemos realmente de dónde viene esta tradición?

El Día de la Candelaria era considerado antiguamente el final de la Navidad al haber pasado exactamente 40 días después del nacimiento del niño Jesús, es una fiesta que celebran los cristianos en honor a la "Virgen de la Candelaria o de las Candelas", virgen que tiene origen en Tenerife, una isla española.

Según el lugar, a esta festividad se le puede conocer con varios nombres como "La Presentación del Señor", "La Fiesta de Las Candelas" o "La Fiesta de La Luz". Este festejo es el resultado de dos culturas y religiones, la católica y las creencias prehispánicas de nuestro amado país.

Según la religión católica, es narrado en la Biblia en el Antiguo Testamento, que toda mujer que diera a luz a un varón, tenía que acudir al templo cuarenta días después para presentar al niño y para purificarse la madre.

Habiendo pasado este periodo de cuarentena después del nacimiento del niño Jesús, la Virgen acudió al templo como lo estipulaba la Ley de Moisés, al entrar, el anciano Simeón,  tomó en brazos a Jesús y lo bendijo diciendo que Él sería la luz que iluminaría al mundo, es por eso que la luz de las velas o candelas significa la luz de Cristo, y es de ahí de donde se deriva el nombre de "La Virgen de la Candelaria". Las velas que se bendicen durante esta festividad, comúnmente son prendidas después para hacer oración.

Por otra parte, en la época prehispánica, en nuestro país, los habitantes solían llevar a la iglesia mazorcas (maíz) con el propósito de que estas sean bendecidas, una vez benditas, eran sembradas y así iniciaban con el ciclo agrícola. Este proceso o ritual lo hacían nuestros antepasados el 2 de febrero, pues según el calendario azteca era el primer día del año y lo celebraban en honor a Tláloc, Chalchiuhtlicue y Quetzalcóatl, dioses de la lluvia, con la esperanza de tener una cosecha abundante.

Habiendo coincidido en fecha, el día de la Virgen de las Candelas y el inicio del año azteca, se comenzaron a mezclar las tradiciones indígenas con las españolas y es así como se comienza a celebrar el Día de La Candelaria en México agregando pequeñas modificaciones con el pasar de los años, como lo es la costumbre de comer tamales y champurrado debido a que son platillos preparados a base de maíz, que era la ofrenda dedicada a los dioses de la lluvia y posteriormente comenzaron a ser ofrendas también al niño Jesús.

Es en esta hermosa fecha que algunos estados de México se visten de gala con un hermoso colorido de flores para conmemorar sus orígenes, se acostumbra también que aquéllos a quienes les tocó el muñeco en la Rosca de Reyes sean quienes deberán presentar al niño Jesús en el templo el día 2 de febrero. En muchos estados de México visten y engalanan la imagen del niño Jesús y lo bendicen, esta fiesta termina con una gran merienda familiar llena de risas y de exquisitos tamales elaborados con deliciosos guisos que dejan en alto la gastronomía de nuestro país.

Ahora que sabes que significa el "Día de la Candelaria" ya tienes una buena razón para festejarlo y disfrutar de esos ricos tamales y champurrado en compañía de tus seres queridos. De ahora en adelante, en esta fecha, cuando camines por las calles de este hermoso país y percibas ese exquisito olor, detente un segundo y recuerda tus raíces, recuerda tu historia y entre risas y abrazos saborea de un par de tamalitos... ¡Qué orgullo de ser mexicano!