Espectáculos

'Sin Remordimientos': acción brutal... y real

El cineasta italiano Stefano Sollima buscó impregnarle autenticidad y humanidad al universo de Tom Clancy

Mario Abner Colina/ Reforma

jueves, 29 abril 2021 | 08:33

Ciudad de México.- Inspirado en la novela Without Remorse, de Tom Clancy, Sin Remordimientos podría haber sido un thriller de acción más en Hollywood, una historia de venganza y conspiraciones globales tan espectacular y glamorosa como genérica y olvidable.

Sin embargo, la personalidad rasposa, seca, oscura y dura que tiene la película protagonizada por Michael B. Jordan, a estrenarse este viernes por Prime Video, es deudora de Stefano Sollima.

El aclamado cineasta italiano, quien ha cimentado su prestigio con historias de violencia y corrupción (Gomorra, Suburra, ZeroZeroZero, Sicario: Día del Soldado), busca siempre a una narrativa creíble y humana.

Por lo tanto, sus elencos (en este caso Jordan, Jamie Bell y Jodie Turner-Smith) no tienen tratos de estrellas, sino que son sacados de su zona de confort y puestos al límite.

"Quería hacer una película donde sientes al ser humano detrás de la acción. Y la única manera de lograrlo era tener las cámaras físicamente cerca de los actores. Esto significa que no podía tener dobles de riesgo.

"Le pedí a Michael hacer todas las secuencias por sí mismo. Para estar listos, él y el resto del elenco entrenaron mucho. No sólo para mostrarse creíbles como Navy SEALs, sino para nadar, pelear, contener la respiración bajo el agua...", explicó Sollima en entrevista.

Jordan (Creed, Pantera Negra) encarna a John Clark, uno de los personajes más populares del universo Clancy, rico por sus tramas de espionaje y ciencia militar.

Navy SEAL de élite, pierde brutalmente a su familia en una presunta venganza por haber sido parte de una operación encubierta en Siria contra ex militares rusos.

En su implacable persecución de los asesinos, revelará una conjura que busca empujar a EU y Rusia a hacia una guerra total.

"La idea era no hacer de Clark un superhéroe, sino alguien creíble. Sí, tiene secuencias extremas de acción, pero cómo reacciona él a la acción es más importante que la acción en sí misma.

"A Michael le ves su humanidad en los ojos. Aunque lo ves en secuencias duras, reconoces en él a alguien con alma, a alguien que, en el fondo, es bueno", analiza Sollima.

Con experiencia en la adaptación de libros, el realizador romano sabe que las historias saltan bien del papel a la pantalla cuando se les traiciona en muchos aspectos, excepto su esencia.

"Tienes que ser muy cuidadoso en mantener el alma y el significado de la fuente original, pero no ser tímido".

Publicada en 1993, la novela Without Remorse se ubica en los 70, durante la Guerra de Vietnam, pero Sollima se resistió en hacer una película de época.

Las tensiones actuales entre EU y Rusia, en una renovada y silenciosa Guerra Fría, con momentos poco amistosos entre los Presidentes Joe Biden y Vladimir Putin, parecen un marco mejor.

"Del libro, sí quería mantener elementos modernos. Uno, la trama de venganza: cómo un soldado se convierte en una suerte de un mercenario con un alma más oscura.

"Segundo, la conspiración política. Aquí, aunque seguimos la historia de un soldado, no nos enfocamos en la guerra, sino en las razones para que haya guerra. Eso es relevante".