Estado

Advierten sobre peligros en redes sociales

Los adultos logran manipular a los menores de edad para llevárselos

El Diario

De la Redacción/El Diario

sábado, 03 agosto 2019 | 16:49

Chihuahua.- Las personas adultas que logran manipular a un menor de edad para que se vaya con ellos, dentro de sus características son encantadores, amistosos y exitosos en sus relaciones, informó el sicólogo Ricardo Carrillo Franco.

Lo anterior, tras darse a conocer el caso de Brenda Rubí y Dulce, de 12 y 11 años de edad respectivamente, quienes fueron manipulados por hombres que rondan los 30 años de edad para convencerlas de que se fueran con ellos.

El especialista afirmó que las niñas, niños y adolescentes son un grupo vulnerable por su condición de edad y están en riesgo permanente, por lo cuál se les debe brindar información sobre los peligros de confiar en personas mayores, sin llegar al extremo de crear menores de edad desconfiados.

Agregó que la formación de prevención debe correr a cargo de los padres, las instituciones gubernamentales y las organizaciones de la sociedad civil que se dedican a la formación de menores de edad.

Asimismo mencionó que detrás de esos casos se perciben hogares donde hay carencias afectivas, familias donde hay pocas oportunidades de educación y trabajo, y agrega que no todas las familias en estas condiciones pueden caer en estos engaños, pero la realidad es que es una constante.

Carrillo Franco dijo que no se debe criminalizar a los adolescentes al señalar que se fueron porque quisieron, ya que un menor de edad no tiene la capacidad de disponer de su patrimonio y su libertad; además, los verdaderos culpables son estos hombres o mujeres que los engañan.

Afirmó que las disposiciones legales internacionales, nacionales y estatales catalogan como delito la sustracción de un menor de edad, aunque este se haya ido con el adulto por su propia voluntad, ya que se asume una perversidad para cometer delitos como trata de blancas o esclavización.

“Desgraciadamente no hay una fórmula para detectar a simple vista a estos perversos, que a diferencia de lo que la gente piensa, que se trata de personas aisladas, pues no, ya que son encantadores, amistosos, exitosos en sus relaciones, de ahí la manipulación”, comentó el sicólogo.