Estado

Asaltan a hijo del alcalde de Cuauhtémoc 

Señalan hecho fortuito y descartan amenazas directas al presidente 

Jesús Rodríguez Arballo / El Diario

lunes, 26 abril 2021 | 12:02

Cuauhtémoc, Chih.- Sujetos con armas largas se robaron con violencia la camioneta de Omar Morales, hijo del Presidente Municipal de Cuauhtémoc, Romeo Antonio Morales. El hecho fue calificado por la administración como un lamentable crimen contra un ciudadano más, y que no obedece  a amenazas directas al alcalde.

Pamela Quiñones, encargada de despacho en la Secretaría Municipal, fue la encargada de dar una declaración oficial con respecto a estos hechos que se presentaron entre la noche del pasado jueves y primeros minutos del viernes, y que generaron especulaciones en torno a la seguridad del presidente municipal.

Comentó que el hijo del edil se encontraba en una reunión con amigos y al salir se dirigió a un cajero que se ubica al exterior de la Presidencia Municipal, esto en compañía de una amiga que se quedó a bordo del vehículo mientras el realizaba la transacción electrónica.

Mientras el joven Omar Morales estaba en el cajero, un automóvil blanco se estacionó detrás de la camioneta de reciente modelo, se bajaron dos personas con armas largas y amagaron a la acompañante del hijo del alcalde, para obligarla a bajar y llevarse la camioneta.

Fue hasta cuando salió del cajero cuando Omar Morales supo lo que había sucedido luego del relato de su acompañante, sin que en algún momento haya sido amagado, o bien, tuviera contacto con los pistoleros.

En este sentido, Pamela Quiñones recalcó que se trata de un delito más  como los que sufren otros ciudadanos a consecuencia de la inseguridad que se vive en todo el país, y reiteró que nada tiene que ver con el parentesco de la víctima con el Presidente.

Agregó que Romeo Antonio Morales encuentra tranquilo al saber que su hijo y su amiga están bien y la instrucción fue desde el primer momento manejar el caso como cualquier otro delito que se presenta en la ciudad, y acudió con su familiar a presentar la denuncia formal ante el Ministerio Público en la fiscalía de distrito zona occidente.

Dijo que el alcalde no ve esto como una amenaza  directa en contra de el o su familia, por lo que no se ha tomado ninguna decisión extraordinaria en torno a incrementar su seguridad personal y continúa trabajando de manera normal. Aclaró que ha estado asistiendo a una serie de reuniones y no ha tenido oportunidad de declarar personalmente lo sucedido antes los medios de comunicación.