Estado

Atribuyen a ‘El Iraquí’ 50 homicidios

Aprehensión de líder criminal desató ataques contra agentes estatales

Staff/El Diario de Juárez / Agentes durante la movilización del miércoles en la noche

Staff/ El Diario de Juárez

viernes, 22 mayo 2020 | 09:31

Ciudad Juárez— La orden de aprehensión ejecutada contra José Dolores “N”, apodado “El Iraquí”, integrante de alto rango de la pandilla “Aztecas Vieja Escuela” y considerado un delincuente de alta peligrosidad con historial delictivo de 11 años, corresponde al secuestro y asesinato de un hombre que trabajaba para él.

La víctima era también informante de la Fiscalía General del Estado (FGE), de acuerdo con datos oficiales y la declaración de un testigo protegido a la que El Diario tuvo acceso.

El titular de la FGE en la Zona Norte, Jorge Nava, dio a conocer que se tienen datos para iniciar otras 12 carpetas de investigación contra “El Iraquí”, aunque se estima que podría ser responsable de unos 50 homicidios ocurridos recientemente en Ciudad Juárez.

“Esta es una persona que forma parte de la estructura denominada “La Empresa” y tenemos plasmado dentro de estos esquemas de inteligencia cuál era su actividad, cuál era el área de mayor influencia y de esta manera podemos determinar un número aproximado de hechos violentos en los que pueda tener participación”, declaró el funcionario.

“El Iraquí” –quien también es conocido por el apodo de “Lolo”– fue detenido el miércoles pasado en Torreón, Coahuila y horas después se procedió a trasladarlo a Ciudad Juárez. Ayer a las 15:00 horas arribó al aeropuerto privado de esta frontera y luego fue ingresado al Cereso 3, indicaron personas cercanas al caso.

Un testigo de identidad protegida declaró a principios de este año, ante el agente del Ministerio Público José Luis Rodríguez, que él tenía conocimiento de varios asesinatos ordenados por “El Iraquí”, entre ellos el de un hombre a quien sólo identificó como “Robert”.

Esta última persona fue detenida en noviembre del 2011 junto con otro individuo, como presuntos responsables de haber matado al encargado de un centro de rehabilitación ubicado en la calle Arroyo de las Víboras porque vendía cristal.

Al ser detenidos “Robert” y “Poncho” –dijo el testigo– fueron torturados y después se les ofreció que trabajaran como infiltrados. Ambos aceptaron y quedaron en libertad.

“Lolo miró los mensajes del teléfono que Robert le mandaba al Gobierno, uno decía que iba a poner todo el marranero. Ahí ‘Lolo’ dio la orden al ‘Poncho’ y a la otra persona que le mocharan el dedo a Robert y que lo mataran. Yo no participé cuando mataron a Robert, pero vi cuando ‘Poncho’ y la otra persona le inyectaron varias dosis de heroína y le enrollaron un alambre en el cuello hasta matarlo”, expuso el testigo protegido, quien agregó que eso sucedió el 24 de noviembre del 2019.

El informante también declaró que un agente ministerial trabajaba para “El Iraquí”.

Al parecer ese secuestro y homicidio es por el cual se cumplimentó la orden de captura contra José Dolores en la ciudad de Torreón.

Datos periodísticos indican que en abril de 2011 en la calle 16 de Septiembre y Arroyo de las Víboras, “El Iraquí” fue arrestado junto con Gustavo Adrián “N”, apodado “Tavo”; Miguel Ángel “N”, “El Tuga”; Cristian Alberto “N”, “El Bozo”; Manuel Alberto “N”; Alfonso “N” y Guadalupe “N” por presuntamente haber extorsionado a un comerciante y estar en poder de armas de fuego y droga.

El reporte periodístico, basado en datos oficiales, indica que a estas personas se les aseguraron dos kilos 309 gramos de mariguana, siete gramos de heroína en 136 envoltorios y 147 paquetes con cocaína con un peso de 9 gramos.

Asimismo un rifle calibre 30, una pistola 9 mm, 18 cartuchos, cuatro teléfonos celulares, mil 600 pesos repartidos en cinco sobres y una camioneta marca Chevrolet sin placas ni permiso para circular.

En esa ocasión los indiciados dijeron pertenecer a la banda conocida como “Los Aztecas”, hoy denominada “Aztecas Vieja Escuela”.

En abril de 2011 todos fueron consignados al Ministerio Público (MP) de la Federación acusados de posesión agravada de mariguana, heroína y clorhidrato de cocaína con fines de comercio, además de portación de arma de fuego de uso exclusivo del Ejército, Armada y Fuerza Aérea Nacional, y se les inició la averiguación previa PGR/ CHIH/ JUA/773/2011-VII-A y la causa penal 51/2011-III en el Juzgado Noveno de Distrito.

Se desconoce cómo José Dolores obtuvo su libertad.

En enero pasado el ahora detenido fue señalado como el responsable de una ola de asesinatos, principalmente la ejecución de cinco personas en una casa ubicada en la calle Ojinaga número 6327 de la colonia Nuevo Hipódromo.

Además está considerado como un generador de violencia y estaba en la lista de los objetivos más buscados por el Gobierno estatal.