Estado

Cartel amenazó con ataques en Chihuahua si Ovidio no era liberado

Amagaron con generar violencia similar a la de Culiacán, también aquí, en Sonora y Durango

Agencias

Agencias

miércoles, 30 octubre 2019 | 10:04

Ciudad de México.- El Cártel de Sinaloa amenazó con detonar ataques en Chihuahua el día en que ocurrió la detención de Ovidio Guzmá, si este no era liberado, de acuerdo con información proporcionada por el Secretario de la Defensa Nacional, la amenazas incluían además a Sonora y Durango.

Los criminales en Culiacán amenazaron con atacar Sonora, Durango y Chihuahua, para lograr la liberación de Ovidio Guzmán López, reveló Luis Cresencio Sandoval González, secretario de la Defensa Nacional (Sedena).

Esta mañana el Gabinete de Seguridad del gobierno federal dio a conocer la cronología de lo ocurrido el pasado jueves 17 de octubre en Culiacán, Sinaloa durante la acción “precipitada” para ejecutar una orden de detención provisional con solicitud de extradición en contra del hijo de Joaquín “El Chapo” Guzmán.

El éxito de la operación se fundó en una rápida evacuación de Ovidio a través de una vía terrestre hacia el aeropuerto, dijo Luis Cresencio Sandoval.

"Pero la intención de los delincuentes de causar daño en la población y la amenaza contra la población civil, las acciones violentas contra personal militar en servicios aislados, en bases de operaciones, a las familias del personal militar… emisión de mensajes amenazando con agredir directamente a la ciudadanía, amenazas de agresiones en Chihuahua, Sonora y  Durango”, dijo el secretario, hicieron desistir al gobierno federal de la detención del presunto delincuente.

El secretario de la Sedena no dio más detalles de las amenazas en contra de los estados de Sonora, Chihuahua y Durango y de si se trataba también, como en el caso de Culiacán, de agresiones directas en contra la población civil.

Ovidio Guzmán López, reveló el secretario, es considerado como uno de los principales traficantes de fentanilo hacia Estados Unidos y por ello se llevó a cabo el operativo fallido en Culiacán que concluyó con su liberación.

“Ninguna organización delictiva es más poderosa que el Estado mexicano en términos bélicos,  habría sido fácil recurrir a un combate de exterminio sin cuartel y habríamos ganado pero a qué costo”, dijo Alfonso Durazo Montaño, secretario de Seguridad Pública.

Durante la presentación de la cronología, que será entregada al poder Legislativo, se mostraron varios vídeos del operativo  y de las agresiones de los delincuentes en distintos puntos de Culiacán.

Entre los videos la Sedena presentó el momento en el que Ovidio Guzmán salió al estacionamiento del fraccionamiento de la zona Tres Ríos para hablar por teléfono con los delincuentes y pedirles el cese del fuego.

“Ya paren todo, ya tranquilos, ya ni modo”, “ya no quiero que hagan desma... por favor”, dice Ovidio Guzmán a su interlocutor no identificado.

El gobierno federal no presentó el video del momento de la liberación de Ovidio Guzmán.