Estado

Cuauhtémoc ha atendido 36 de 65 recomendaciones por alerta de género

Así como la realización de acciones implementadas para mejorar la calidad de vida de las mujeres

Jesús Rodríguez/El Diario

miércoles, 02 noviembre 2022 | 12:33

Cuauhtémoc, Chih.- Ante la presidenta del Congreso del Estado de Chihuahua, Adriana Terrazas Porras, el alcalde Beto Pérez y la directora del Instituto Municipal de las Mujeres, Kathya González, hablaron de las acciones emprendidas desde el inicio de la Administración Municipal, para atender las recomendaciones por la Declaración de Alerta de Género en Cuauhtémoc, y las acciones implementadas para mejorar la calidad de vida de las mujeres.

El alcalde informó que a través de la Dirección de Fomento Económico, se puso en marcha el programa Mujer Emprende, en el que se ha apoyado con microcréditos de 5 mil o 10 mil pesos, a un total de 163 emprendedoras y dueñas de pequeñas empresas, “lo que las ha ayudado en la compra de insumos o algún arreglo a su local, ofreciendo mejores servicios, potenciando sus ventas y afianzando sus negocios”. Además, a través de esta dependencia se les ha brindado asesoría para mantenerse y crecer.

Por su parte, el Instituto Municipal de las Mujeres, puso en marcha el programa CREA, integrando grupos de mujeres con el objetivo de guiarlas en el desarrollo de sus capacidades, hacia empoderamiento económico. En alianza con Icatech y Cenaltec se les ha ofrecido capacitaciones y cursos como: cocina regional, corte de cabello, aplicación de uñas, maquillaje básico, repostería, ventas y servicio al cliente y soldadura. El proyecto tiene una inversión de $107,750.80 y un total de 365 beneficiadas.

En octubre de este año, en conjunto con el Cecati 138 se lanzó una convocatoria a mujeres para capacitaciones en mecánica automotriz, inglés y expresión gráfica digital.

En cuanto a las acciones para responder a las recomendaciones por Alerta de Género, el Instituto Municipal de las Mujeres ha trabajado para atender a 36 de aproximadamente 65 que corresponden al Ejecutivo Municipal:

Creación del Consejo Municipal para prevenir, atender y sancionar la violencia contra las mujeres. Ha sesionado de manera periódica. Está integrado por organizaciones de la sociedad civil, autoridades de los tres niveles de gobierno y academia.

Se comenzó con la incorporación del Instituto al Banco Nacional de Datos e Información sobre Casos de Violencia contra las Mujeres, para que se puedan registrar los expedientes de mujeres en situación de violencia que son atendidas, y esto permita permita la vinculación entre las instituciones y la no revictimización de las usuarias.

Se realizó una alianza con Coparmex, para el uso de su plataforma “Centro de integración ciudadana”, lo que permite georreferenciar las atenciones que otorga el Instituto Municipal de las Mujeres y las actividades que realiza. Permite contar con un análisis espacial de en que zonas de la ciudad se concentra mayormente la violencia contra las mujeres y enfocar las políticas públicas en esas zonas.

Se creó un mecanismo de participación ciudadana dentro del Instituto Municipal de las Mujeres, para mediante una convocatoria pública se integrara un grupo de voluntarias y voluntarios avalado por la iniciativa de Naciones Unidas “HE for SHE”, y que coadyuven en el diseño y desarrollo de proyectos, propongan iniciativas y compartan con las mujeres de sus comunidades los servicios que se otorgan para prevenir y atender la violencia en su contra.

Se creó la campaña “No estás sola” en medios de comunicación, publicidad impresa y anuncios móviles en taxis, compartiendo información sobre las instituciones que proporcionan servicios de atención a la violencia contra las mujeres, sobre la violencia, sus tipos y la importancia de la desnormalización.

Crearon un programa de radio, un espacio para compartir información sobre la prevención de la violencia contra las mujeres, cómo atenderla, romper con estereotipos y roles de género, así como hacer una llamado a la comunidad a unirnos contra este problema social.

Asimismo han implementado procesos comunitarios para promover el derecho de las mujeres a una vida libre de violencia, denominados “Círculos de contención”, redes de mujeres en las cuales se promueven sus derechos y se trabaja su fortalecimiento personal, a través de sesiones de autoestima, manejo de las emociones, sororidad y terapia grupal. Se trabaja en tres comunidades diferentes con los mayores índices de violencia contra las mujeres.

En cuestión de fortalecimiento de las capacidades institucionales se ha trabajado lo siguiente:

Se han capacitado a 25 funcionarias y funcionarios de primer nivel en políticas públicas con perspectiva de género y alerta de género;  han capacitado 41 policías en atención a víctimas, atención sin revictimización, igualdad de género, nuevas masculinidades, violencia de género, acoso y hostigamientos sexual, y aplicación de la norma 046.

También se llevó a cabo el diplomado “Abordaje de la violencia familiar y de género”, con la participación de 65 personas integrantes de organizaciones de sociedad civil, funcionariado público y academia.

Se aumentó la plantilla del Instituto Municipal de las Mujeres, pasando de un puesto al inicio de la administración a nueve colaboradoras hasta este momento, integrando puestos de psicología, trabajo social, proyectos y comunicación. Además se gestionó su capacitación en temas como conceptos básicos de género, prevención de la violencia contra las mujeres, derechos humanos y perspectiva de género. Se adquirió mobiliario y equipo para todo el personal, hubo una inversión en escritorios, sillas, computadoras, ya que no se contaba con él. Se remodelaron y ampliaron las instalaciones del Instituto Municipal de las para poder tener espacios privados para la atención de las mujeres.

Con el Instituto Municipal de las Mujeres de Ciudad Juárez, se acordó una colaboración para otorgar capacitación al IMMujeres de Cuauhtémoc, principalmente en los modelos de atención de trabajo social y atención psicológica. Con una agenda de 7 capacitaciones en los siguientes temas:

Protocolos de actuación policial para los casos de violencia familiar y de género. Modelo integral de atención. Uso de la herramienta de detección del riesgo y su aplicación. Protocolos para casos que necesitan refugio. Modelo de atención psicológica con perspectiva de género. Buenas prácticas en materia de prevención. Implementación de campañas de comunicación para la prevención.

Se gestionó la capacitación de acompañamiento solidario a víctimas de violencia dirigido a personal que atiende a las mujeres tanto de instituciones como de sociedad civil, se llevó a cabo la capacitación sobre violencia digital dirigida para el mismo personal de atención.

En conjunto con FICOSEC y la Universidad Autónoma de Ciudad Juárez, se inició una investigación sobre la situación de violencia contra las mujeres y que pueda servir para la creación de política pública basada en un diagnostico concreto.

Se creó el Protocolo para la Prevención, Atención y Sanción de la Violencia contra las Mujeres al Interior del Gobierno Municipal de Cuauhtémoc; además fueron capacitados 300 funcionarias y funcionarios públicos en violencia laboral, acoso y hostigamiento sexual y  a 318 docentes en perspectiva de género, violencia docente y tipos de violencia.

Dieron inicio al Protocolo de actuación policial, para la atención de casos de violencia familiar y de género e iniciaron con la creación de la “Policía de Género”, al interior de la Dirección de Seguridad Pública Municipal, para atender de manera más especializada los casos de violencia contra las mujeres.

En conjunto con las empresas se han llevado los servicios del Instituto Municipal de las Mujeres hasta sus centros de trabajo.

Por parte del Instituto Municipal de las Mujeres, se implementó un proyecto de prevención de la violencia de género y promoción de la equidad en los centros educativos de nivel secundaria, focalizado en centros educativos detectados con problemáticas.

Además se implementa un proyecto para el empoderamiento económico de las mujeres y que la dependencia económica deje de ser un factor por el cual las mujeres continúen en círculos de violencia.