Estado

‘Era una compañera y alumna ejemplar’

Amigos de Johana se despidieron de ella ayer en misa y exigen a las autoridades que no quede impune asesinato

Carlos Sánchez / El Diario de Juárez / Estudiantes alrededor del féretro en la parroquia Corpus Christi

Mayra Selene González / El Diario de Juárez

sábado, 07 mayo 2022 | 05:00

Ciudad Juárez.— Vestidos de negro y con un listón morado en el pecho, los compañeros de clase de Johana C.R., la estudiante de sexto semestre de bachillerato que fue asesinada el lunes en el interior de su vivienda, acudieron a la misa donde se le dio el último adiós y exigieron a las autoridades que su caso no quede impune.

El cuerpo de Johana llegó ayer a la parroquia Corpus Christi, ubicada en la colonia Héroes de México, en el suroriente de la ciudad, donde era esperado por quienes compartieron tres años de clase con ella y que aseguran que aún están en shock por lo ocurrido, ya que apenas el viernes la habían visto en clase sin imaginarse que sería la última vez.

“Para todos fue un golpe muy duro porque no nos imaginamos ni nos queríamos creer la noticia, porque Johana era una compañera muy tranquila, una alumna ejemplar y fue algo muy triste”, dijo Evelin, una de sus compañeras. 

Sentados todos juntos a las afueras de la parroquia mientras arribaba la carroza, los adolescentes expresaron que nunca imaginaron que las noticias sobre la violencia que ocurre en la ciudad y los feminicidios llegarían a ellos de manera tan cercana.

“Fue de un día para otro, pensar que estaba riéndose en un salón y de la nada simplemente llegó la noticia y nos dio de golpe, no lo podíamos creer y desde ahí empezó la semana mala”, comentó Ana.

“Exigimos justicia”, mencionó al mismo tiempo el grupo de adolescentes. “Que no quede sólo en un archivo y que se haga justicia por nuestras compañeras, que se pongan las pilas”, añadió Evelin.

Sus compañeros mencionaron que Johana, quien al igual que ellos estaba a punto de graduarse de nivel medio superior, quería ser veterinaria.

“Era una persona muy tranquila, le gustaban mucho los animales, era una joven con mucho futuro, muy dedicada a sus estudios”, mencionó Kevin.

‘No sabemos qué pudo pasar’

 “No sabemos qué pudo haber pasado porque ella no se metía con nadie, era muy tranquila, muy pacífica, fue algo totalmente que simplemente no podemos creer”, comentaron.

Aseguran que el viernes, la última vez que la vieron, Johana estaba con su novio, quien también es su compañero de clase, pero el lunes ella ya no regresó a la escuela y fue hasta en la noche que se enteraron de la noticia a través de la publicación que el adolescente puso en su Facebook, pero se negaban a creer que fuera verdad. 

“Al siguiente día en la escuela tomaron lista y todos nos quedamos callados cuando dijeron su nombre porque nos quedamos así como ‘¿qué no saben que ella falleció?’, lo dejamos así y después la maestra vino y dio las condolencias, pero nosotros ya estábamos en shock desde la noche”, narró Lisseth.

Se apoyan entre sí

Kevin mencionó que están conscientes de que, tras este hecho, necesitarán apoyo psicológico, pero que durante el transcurso de la semana, todos se han brindado apoyo entre ellos y eso les ha ayudado.

“La semana ha sido difícil, tan sólo el estar cerca de donde se sentaba ella es muy impactante porque estás viendo que ya no está, que ya no va a regresar y sabes que ya no la vas a volver a ver, es algo que no terminas de asimilar”, expresó.

Sus compañeros aseguraron que en la ceremonia de graduación, proyectarán sus fotografías, dejarán su asiento libre y la nombrarán, ya que ella también había esperado ese día.

La familia de la víctima prefirió no dar declaraciones ante los medios de comunicación y, hasta ayer, la Fiscalía Especializada de la Mujer (FEM) no había dado a conocer los avances en la investigación ni la situación legal del hombre que fue arrestado en una de las viviendas cercanas a las de Johana.

Para saber

La FEM no ha dado a conocer los avances en la investigación ni la situación legal del hombre arrestado en el caso