Estado

Exoneran a 5 por asesinato de Jessica

Vinculan a proceso por homicidio sólo a sargento; los demás, por delitos contra la administración de justicia

Heriberto Barrientos/El Diario

martes, 03 noviembre 2020 | 09:45

Chihuahua.- Un juez de distrito exoneró del delito de homicidio a cinco de los seis elementos de la Guardia Nacional que dieron muerte a Jessica Estrella Silva Zamarripa, de 36 años, y que dejó herido a su esposo, Jaime Torres Esquivel, en el ataque a la pareja ocurrido el pasado 8 de septiembre en la ciudad de Delicias.

El juez de Distrito, Javier Antonio Mena Quintana, dictó vinculación a proceso por el delito de homicidio calificado y homicidio en grado de tentativa únicamente al sargento segundo Bernabé L., quien fue el que hizo los disparos a la pareja de civiles con su fusil de asalto.

En el caso de los otros cinco coacusados, siendo éstos el teniente de infantería José Luis F., el cabo conductor Omar A., el cabo Rubén L., la soldado Jaqueline R., y la soldado Nayeli S., quedaron también sujetos a proceso penal, pero exclusivamente por delitos contra la administración de justicia, pues a ellos no les adjudicó la imputación que se hizo efectiva sólo contra el sargento.

En el Poder Judicial Federal –pese al hermetismo del caso- se informó extraoficialmente a El Diario que la audiencia de vinculación a proceso, dentro de la causa penal federal número 231/2020 en contra de los seis militares comisionados en la fecha del conflicto a resguardar las instalaciones de la presa “La Boquilla”, se realizó el pasado viernes de manera virtual.

El juez de Distrito Mena Quintana, celebró la audiencia en esta ciudad mientras los seis procesados la siguieron desde una sala ubicada en la cárcel militar adscrita a la Tercera Región Militar, con sede en la ciudad de Mazatlán, Sinaloa, en la que permanecen recluidos.

El pasado lunes 26 de octubre se les impuso la prisión preventiva y se autorizó su traslado a Mazatlán, bajo el argumento de resguardar su integridad física, según los abogados defensores.

Según la información que obtuvo El Diario, el juez federal Javier Antonio Mena, fijó un plazo de dos meses para el cierre de la carpeta de investigación, por lo que los seis imputados seguirán en prisión preventiva hasta que el juicio se lleve a cabo.

La semana pasada fue cuando se llevó a cabo la captura de los seis elementos mediante orden de aprehensión, cuya operación fue encabezada por el mayor de Infantería, Juan Mario Martínez Lara, policía ministerial militar al mando de 21 militares de la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena).

El presidente de la república, Andrés Manuel López Obrador, en su conferencia matutina también dijo al hablar de este caso que “no se tolerarán abusos de parte de los efectivos de la GN ni de las demás fuerzas federales”.

En la página del Poder Judicial Federal aparece que Javier Antonio Mena se desempeña desde noviembre de 2015 como juez de Distrito, pero también se ha desempeñado fuera de esa institución como consultor Jurídico en el Desarrollo Integral de la Familia, abogado litigante en el bufete Jurídico Márquez Bustillos, agente del Ministerio Público Integrador en el Departamento de Averiguaciones Previas de la Procuraduría General de Justicia del Estado; y asesor Jurídico en la Procuraduría de la Defensa del Menor.

Antecedentes del ataque

El pasado 8 de septiembre, alrededor de las 22:30 horas se reportó a los números de emergencia de la policía preventiva de la ciudad de Delicias, la agresión a balazos que sufrió la pareja de agricultores en la avenida Tecnológico por la zona del campo de aviación.

En el lugar hubo varios testigos, puesto que iban a bordo de sus vehículos luego de que miles de productores habían tomado horas antes las instalaciones de la presa “La Boquilla”.

En el momento que la autoridad municipal recibió el aviso y la primera patrulla se trasladó hasta el lugar, los agentes policiacos localizaron a los dos agricultores originarios del seccional de Lázaro Cárdenas heridos por arma de fuego dentro de la pick up que tripulaban.

Los disparos por la espalda acabaron con la vida de Jessica y dejaron malherido a su pareja, Jaime Torres.

Fue así como los policías preventivos al cuestionar inicialmente a los efectivos de la GN sobre lo que había sucedido, éstos únicamente respondieron (sic) “Se nos cerró”, en relación al vehículo de las víctimas, quienes ejercían presión para liberar a los tres productores de La Cruz, que habían sido detenidos por los elementos federales cinco horas antes, alrededor de las 17:30 horas en la zona de Las Pilas, tras el conflicto por la recuperación de la presa.

Hasta ese momento, según las investigaciones, los trece efectivos nunca dijeron a los municipales que les habían disparado, ni que habían escuchado detonaciones de armas de fuego.

Lo más delicado, fue que los elementos de la Guardia Nacional dieron la orden a la patrulla de retirarse del lugar pese al grave estado de las víctimas.

Los agentes preventivos hicieron caso de la instrucción y se movieron del sitió, pero al avisar lo sucedido a la DSPM por radio, los superiores de inmediato les dieron la contra orden de regresar al lugar y así lo hicieron.

En ese momento el convoy lo conformaban trece efectivos (entre ellos los procesados) y acto seguido abordaron las dos unidades que tripulaban y se retiraron del lugar, sin dejar un solo elemento para continuar con el procedimiento.

Horas después de los hechos, la GN a través de su cuenta de Twitter y el propio presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador, justificaron que el personal de la GN fue inicialmente atacado por manifestantes, incluso refirieron que les dispararon; sin embargo, nunca se localizaron los supuestos disparos ni evidencias balísticas.

En la carpeta de investigación se acredita que las dos unidades marcadas con los números económicos GN-332343 y GN-332340, no recibieron un solo disparo de arma de fuego.

A su vez, el agente del Ministerio Público levantó declaraciones de agricultores que fueron testigos del momento cuando la camioneta de las víctimas se cruzó e interpuso por enfrente al convoy, y luego éstos respondieron disparando en contra de los civiles.