Estado

Golpea a Salud déficit de médicos y enfermeras

Más de 200 médicos y enfermeros han sido confinados durante la pandemia; 20% de las plazas siguen sin cubrir

Carlos Sánchez/El Diario de Juárez / Hospital General

Alejandro Vargas/ El Diario de Juárez

sábado, 08 agosto 2020 | 12:15

Ciudad Juárez— Más de 200 trabajadores de los hospitales De la Mujer, General, Civil Libertad e Infantil, fueron enviados a sus casas al ser considerados población vulnerable ante el Covid-19.

Según las consultas 070812020 y 070802020 hechas al Instituto Nacional de Transparencia, se trata de 239 empleados, en su mayoría personal médico y de enfermería. El 80% (191) ya fue cubierto y el otro 20% (48) aún no.

A sus 65 años, “José Luis”, un médico especialista del Hospital de la Mujer, quien tiene permiso de ausencia debido a que padece hipertensión y sobrepeso, sobrelleva la depresión y ansiedad por no ir a trabajar, apoyando a la comunidad a través de consultas digitales y a sus colegas de la salud siguiendo la cuarentena.

“Afortunadamente mis comorbilidades están bien controladas, he estado bien, lo único que sí he tenido es ansiedad y en ocasiones depresión… saber que mis compañeros médicos que están combatiendo se han enfermado, algunos han muerto. En mi estado de ánimo me ha afectado pero son procesos pasajeros (…) Tenía consultorio particular, pero también lo cerré”, dijo el galeno, que tiene 35 años de experiencia.

Él, de acuerdo con las requisiciones, es uno de 26 médicos del Hospital de la Mujer enviados a sus domicilios para salvaguardar su integridad ante el virus, que aumenta su letalidad en personas con enfermedades crónicas y de edad avanzada.

Junto a estos doctores, 73 enfermeros del inmueble también se mandaron al hogar.

Para cubrirlos se contrataron 4 médicos y 24 enfermeros generales, y hubo apoyo de otros 9 médicos y 31 enfermeros cubreincidencias. Se compensó al 50% de médicos y 75% de enfermeros faltantes.

El Hospital General envió a casa a 83 trabajadores: 6 auxiliares administrativos, 3 de almacén, 5 de dietología, 8 de intendencia, 12 de enfermería, 14 enfermeros generales, 2 jefes de enfermería, 1 médico general, 27 especialistas, 2 técnicos radiólogos, 1 técnico polivalente y 2 asistentes sociales.

Dicho nosocomio, a diferencia del De la Mujer, no presenta déficit de personal ya que contrató a 100 trabajadores para compensar: 3 auxiliares de enfermería, 10 de intendencia, 9 administrativos, 2 de dietología, 2 asistentes sociales; 44 enfermeros generales, 9 camilleros, 2 biomédicos, 13 médicos generales, 1 anestesiólogo, 2 intensivistas, 1 urgenciólogo, 1 hematólogo y 1 internista, se dio a conocer.

El Hospital Civil Libertad, que atiende a pacientes psiquiátricos, envió a 5 trabajadores a sus hogares: 1 médico y cuatro enfermeros, mismos que ya fueron cubiertos, precisaron ambas requisiciones hechas por El Diario.

En ellas se indicó que en el Hospital Infantil se mandaron a casa a 18 médicos especialistas y 34 enfermeros, y se contrataron 4 galenos y 14 enfermeros cubreincidencias.

Arturo Valenzuela Zorrilla, director médico en la Zona Norte, dijo que ha sido muy complicado para el Sector Salud proteger al personal ante la pandemia. Al último corte, se informó que 317 médicos han enfermado y 6 han muerto; 624 enfermeros se han contagiado y 6 han fallecido, y 238 trabajadores de otras áreas han enfermado y 8 han muerto, es decir, mil 179 contagios con 20 finados en la entidad.

“Sabemos que 1 de cada 8 personas que se infectan con Covid19 tienen que ver con el personal de Salud, entonces, por esa razón, convino enviar a su casa al personal susceptible, diabéticos, hipertensos, a los que tienen comorbilidades que pudieran hacerlos propensos de una enfermedad más grave. Esto trajo problemas planteados por resolver, que se solventaron cuando se contrató personal extra para cumplir las labores que hacían estos enfermeros, estos médicos, se resolvió esa situación”, dijo.

Manifestó que la situación, derivada de la pandemia por Covid-19 –virus que suma en Juárez 4 mil 807 contagios que han derivado 695 defunciones y 2 mil 163 recuperaciones–, causó que se buscara proteger a los trabajadores de la Salud vulnerables, que volverán a sus labores una vez que el semáforo de riesgo baje.

Destacó que entre más se cuide la población y se logre reducir los indicadores del padecimiento en esta frontera y el resto de la entidad, se podrá comenzar con actividades que quedaron suspendidas.

“Hubo que reconvertir los hospitales y algunas operaciones o enfermedades que no ameritan urgencia fueron postergadas; algunas cirugías, que pueden ser programadas, se dejaron pendientes, algún otro tipo de atención médica, que puede tomar más tiempo fue postergada, pero se piensa recuperar ese tiempo conforme el semáforo baje de color”, puntualizó el médico cirujano, quien destacó que en la entidad hay 8 mil 820 casos, con 977 finados y 3 mil 458 sanados.