Estado

Imparable, ola de asesinatos en la región noroeste

Por la rivalidad entre dos grupos criminales

El Diario

De la Redacción

viernes, 15 mayo 2020 | 22:52

Con más de 134 asesinatos en lo que va del año, la región noroeste del estado enfrenta un fenómeno de recrudecimiento en la violencia, donde la disputa entre los integrantes del crimen organizado, aunada a la falta de combate y respuesta por parte de las autoridades de los tres niveles de gobierno, dispararon la comisión de homicidios en los municipios de Cuauhtémoc, Made ra, Bocoyna, Temósachi, Guerrero, Carichí y Urique; según las propias cifras de la Fiscalía General del Estado (FGE). 

El 17 de febrero de 2017, el gobernador Javier Corral Jurado publicó en el Periódico Oficial del Estado (POE) el acuerdo mediante el cual la Fiscalía del Estado asumió el mando de las policías preventivas de seis municipios, ante el infiltramiento del crimen organizado y donde fueron enviados cientos de policías estatales, sin embargo a pocomás de tresaños, la estrategia ha sido un fracaso. 

Apenas el pasado miércoles en Cuauhtémoc fueron localizados los cuerpos sin vida de cuatro hombres dedicados a la fruticultura, originarios del municipio de Madera, entre ellos un menor de edad.

Las policías municipales que fueron intervenidas por el mando estatal fueron las de Madera, Temósachic, Gómez Farías, Ignacio Zaragoza, Casas Grandes y Nuevo Casas Grandes. 

Los municipios enclavados en la parte más profunda de la sierra viven una disputa entre 14 grupos criminales, según diagnósticos que ha hecho la FGE. Entre los enfrentamientos más fuertes, está el registrado el 5 de julio de 2017 en Las Varas, con saldo de 15 muertos, cuando por más de cinco horas un grupo perteneciente a la banda de “Los Linces” se enfrentó a un grupo de los de “La Línea”. 

Otro hecho fue el del 29 de abril de ese año, cuando seis presuntos sicarios fueron abatidos en un abalacera contra elementos del Ejército mexicano en la comunidad de “Agua Hedionda”, al día siguiente otros criminales fueron acribillados en la Mina de Dolores. 

Uno de los ataques más sobresalientes fue el incendio de la comandancia de la policía de Las Varas por un nutrido grupo fuertemente armado que asesinó a dos policías que estaban de guardia e incineraron las patrullas. 

Los hechos delictivos provocaron que se instaurara un toque de queda por el alcalde Jaime Torres Anaya, lo que afectó la actividad comercial, al grado de que la sucursal de Bancomer estuvo a punto de retirar su sucursal. 

Los múltiples ataques entre criminales, se deben a una confrontación principalmente entre grupos del cartel de Juárez y el de Sinaloa, según lo ha reconocido públicamente el fiscal general César Peniche pero no se han registrado detenciones importantes o las que se han ejecutado no han logrado disminuir los niveles de violencia. 

El incremento de la inseguridad ligada a la operación del mando estatal provocó que surgieran versiones sobre la presunta complicidad de agentes estatales con el crimen. Lo anterior cuando a principios de agosto de 2019 circuló un video en redes sociales, donde se observó a cerca de diez hombres armados interrogando a un presunto integrante de uno de los grupos delincuenciales. 

La persona sometida aseguró que los agentes estatales protegían al grupo de “El Jaguar”, además hizo referencia de que había más protección de altos mandos de la CES y la FGE. Desde el mes deoctubre de 2016, cuando inició la presente administración estatal, se han registrado por lo menos 18 enfrentamientos en diversas comunidades del municipio de Madera, los cuales dejaron un saldo de 71 personas muertas, entre éstas cuatro policías de diferentes corporaciones, según los registros periodísticos. 

Entre los enfrentamientos más reciente de este año, está el del vier nes 3 de abril en las comunidades de La Norteña y Chuhuichupa, del municipio de Madera, en el cual se reportaron 19 muertos, quienes pertenecían a los grupos de “La Línea” y “El Jaguar”, brazos armados del Cártel de Juárez y Sinaloa respectivamente, informó el fiscal general del Estado, César Augusto Peniche.  

En lo que va del presente año (2020) se han registrado por lo menos 5 enfrentamientos entre grupos criminales y otros contra la autoridad, incluyendo el del 17 enero de 2020, cuando un comando armado a bordo de 50 vehículos dejó a su paso 22 casas y 7 vehículos incinerados en la comunidad de Las Pomas, en donde hubo personas privadas de la libertad. 

En la misma comunidad pero el 14 de marzo se dio un enfrentamiento, dejando un saldo de tres personas sin vida, la policía y militares localizaron dos vehículos incendiados con ganado. 

Asimismo, las autoridades dieron conocer que se encontró un cuarto cuerpo cerca del rastro de El Largo. Se trataba de un hombre de 25 años de edad que tenía heridas de bala y estaban con las manos atadas con cinta canela. 

Al parecer esta persona había sido privada de su libertad desde el 2 de marzo. El martes 10 de marzo se había registrado otro enfrentamiento entre grupos criminales en la comunidad de Las Pomas, que dejó al menos tres muertos. 

La refriega inició por la tarde el martes y se prolongó hasta el miércoles. Otro de estos ataques se registró el viernes 27 de marzo,dejando como saldo tres hombres muertos tras un enfrentamiento con elementos de la Comisión Estatal de Seguridad (CES) y de la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena), en el municipio de Madera. 

Fue el 17 de enero de 2019 cuando los hechos violentos que han marcado a dicha población iniciaron, en esa ocasión elementos de la Agencia Estatal de Investigación(AEI) localizaron un vehículo abandonado con daños por proyectiles de arma de fuego; el cual resultó con reporte de robo, éste se encontraba la carretera de Madera a Largo Maderal a la altura del entronque Las Varas, luego de que un particular hiciera el reporte a través del sistema de emergencias 911 a Seguridad Pública Municipal. 

Para el 4 de marzo agentes municipales de Madera fueron emboscados por un grupo criminal en el tramo carretero de esa cabe cera municipal a Temósachic, a la altura del poblado La Concha. 

Ahí murieron dos personas: una mujer que tenía su domicilio en El Largo Maderal, municipio de Madera, y un agente de nuevo ingreso originario del estado de Sonora; el subdirector de Seguridad Pública Municipal de Madera resultó lesionado. 

La noche del 10 de agosto se registró un enfrentamiento entre grupos antagónicos del narcotráfico en Las Varas, Madera, dejando un saldo de seis muertos y un lesionado; la fiscalía informó que en la escena del crimen se encontró un vehículo incendiado y los cuerpos de dos hombres sin vida, uno de ellos calcinado; también se dio a conocer el hallazgo de dos armas de fuego largas y una corta que estaban quemadas.

A unos metros del incidente se localizaron otros cuatro cuerpos sin vida. El 15 de septiembre habitantes de la región del ejido Largo Maderal, reportaron enfrentamientos armados entre distintos grupos delictivos. 

Según palabras de pobladores, “las personas están horrorizadas, están pidiendo auxilio y ninguna autoridad responde”. “Por favor, ¡ayúdennos! Ya se suspendió el grito y el desfile en El Largo”, reclamaban pobladores en otro desesperado mensaje. 

El 6 de octubre se vivió una jornada de terror, la que fue narrada por familias del ejido El Largo Maderal luego de un ataque armado entre grupos delictivos rivales, esto sobre la brecha que lleva de esa comunidad a Las Pomas. 

Ahí el resultado fue dos muer tos, siete vehículos incinerados y con impactos de bala. El 5 de noviembre del año pasa do, a través de mensajes de texto en whatsApp, maestros y padres de familia comenzaron a alertar sobre presencia de personas armadas que, en suma con lo acontecido con la familia LeBaron, han generado un estado de incertidumbre que los ha llevado a resguardarse en sus domicilios, por lo cual se suspendieron las clases y padres de familia fueron notificados de acudir a recoger a sus hijos.