Estado

Investigará SFP a delegados de Bienestar por nepotismo  

Tienen en nómina a esposas, hermanos, primos, tías y hasta cuñadas

David Piñón/ El Diario
jueves, 23 mayo 2019 | 06:05
Archivo/ El Diario

Chihuahua.- Ante la Secretaría de la Función Pública y la Comisión de Honestidad y Justicia de Morena fueron denunciados los delegados de la Secretaría de Bienestar en Guachochi, Parral y Delicias, por tener a sus familiares en la nómina de la dependencia.

Al delegado en Parral, Fernando Duarte González, se le señala por tener a su esposa, una cuñada, un hermano, dos tías y un primo; la delegada en Guachochi, Francisca Contreras, fue denunciada por tener en su nómina a una hija y una sobrina, mientras que la de Delicias, Leticia Loredo Arvizu, por haber incorporado a su hijo.

Las denuncias entregadas ayer por militantes de Morena fueron dirigidas a la secretaria de la Función Pública, Irma Eréndira Sandoval, con la exigencia de que aplique la Ley General de Responsabilidades Administrativas e investigue los probables delitos de tráfico de influencias y cohecho.

El responsable de las denuncias, Leobardo Monreal Ontiveros, dio a conocer que fueron entregadas ante la SFP en primer lugar y posteriormente ante el órgano de justicia partidaria de Morena, pues consideró inadmisible que el partido tolere esas conductas que se han detectado en Chihuahua.

Acusó que los delegados señalados han incurrido en prácticas de nepotismo que el delegado de Programas Federales en Chihuahua, Juan Carlos Loera de la Rosa, ha permitido, pues éste también fue denunciado por el tráfico de influencias por la incorporación de su hermano Lorenzo Manuel, en un cargo de la Secretaría de Educación Pública.

En las denuncias presentadas se detalla que los señalamientos son producto de publicaciones en medios de comunicación, pero también de investigaciones en el portal de Nómina Transparente que la misma Función Pública y el presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador, presentaron hace semanas para eliminar la opacidad de las contrataciones del Gobierno Federal.

Luego de la revisión del portal, dijo, se pudo constatar el parentesco de algunos de los contratados, quienes además, en algunos casos, cuentan con señalamientos de que únicamente son “aviadores”, es decir que cobran en la Secretaría de Bienestar pero no prestan servicio alguno.

La mayoría de los señalados, afirmó, fueron contratados como “Servidores de la Nación”, dándoles prioridad sobre otros empleados y colaboradores que han laborado por meses sin recibir sueldo ni prestaciones como las que tienen los beneficiarios del nepotismo de los funcionarios.

Por ello, pidió una investigación a profundidad por parte de la SFP y por los órganos internos de Morena, para que se determinen las sanciones que proceden en contra de quienes han violado principios básicos de la nueva administración pública que encabeza López Obrador, además de las normas establecidas y los valores del partido.

DELICIAS Y GUACHOCHI CON SEÑALAMIENTOS

Por otra parte la delegada en Guachochi de la Secretaría de Bienestar es acusada de tener a su hija Ana Contreras y a su sobrina política Daniela Payán, con sueldos de 10 mil 217 pesos mensuales, como servidoras de la nación.

La funcionaria fue candidata a la Presidencia Municipal de Guachochi en la elección de 2018, pero luego de perder la contienda fue designada delegada y antes de comenzar la administración federal actual fue señalada por militantes de Morena de imponer a otros familiares como colaboradores en el proceso de transición.

La delegada de Delicias, Leticia Loredo Arvizu, fue denunciada únicamente por tener bajo su cargo en el renglón de “Servidores de la Nación” a su hijo Aldo, además de que ha enfrentado otros señalamientos por la incorporación a la nómina de otros allegados.

CASO DUARTE, EL MÁS GRAVE

No sólo Ishtar Ibarra Barraza, esposa del delegado regional de la Secretaría de Bienestar en Parral, Fernando Duarte González, aparece en la nómina pública federal, sino que también han sido contratados un hermano y otros 3 familiares cercanos al funcionario, que no se presentan a laborar en las oficinas de la dependencia.

Duarte González e Ibarra Barraza son compadres de la subsecretaria de Bienestar, Ariadna Montiel Reyes, también legisladora con licencia, lo que obra en la denuncia por nepotismo presentada por militantes de Morena.

La queja se sustenta en registros oficiales, extraídos del portal de transparencia habilitado por instrucciones del presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador, donde se evidencia el listado de familiares de Duarte González.

Hasta hace unos días, sólo se señalaba al funcionario por la inclusión en la nómina federal Isthar Ibarra Barraza, ante lo cual la Delegación Estatal de Programas para el Desarrollo informó que ella “no presta actualmente sus servicios para esta delegación, ni se encuentra supeditada organizacionalmente al delegado estatal, Juan Carlos Loera de la Rosa, ni al subdelegado regional de Parral, Luis Fernando Duarte González”.

“Su proceso de ingreso a la Secretaría del Bienestar se llevó a cabo a nivel central, lo cual obedece al diseño de políticas públicas nacionales para zonas indígenas y que tienen que ver con el diseño de un sistema de cuidados parentales para personas con discapacidad, niñas y niños en la primera infancia y que será instaurado de manera piloto en la zona serrana de nuestra entidad; es necesario aclarar también que la licenciada Ibarra Barraza es coordinada por la Dirección de Grupos Prioritarios de dicha instancia federal y que tampoco se encuentra laborando dentro del equipo de Servidores de la Nación”, de acuerdo con la información de la dependencia federal difundida el pasado 13 de mayo.

“Refrendamos nuestro compromiso para lograr un México sin corrupción, ni tráfico de influencias, así como ningún acto que merme la transformación del país, confiamos en que esta transparencia y apertura a los señalamientos y al diálogo, marque la diferencia a regímenes pasados”, de acuerdo con el boletín federal ante los señalamientos de nepotismo en diversas delegaciones regionales de la Secretaría de Bienestar.

Pero en el caso de Duarte González, la denuncia asienta que en el 2018, previo a las elecciones de ese año, la entonces diputada federal, Ariadna Montiel, fue nombrada como delegada de Morena para el estado de Chihuahua, con la función principal de encabezar la estrategia electoral y definición de candidatos para el pasado proceso. Posteriormente Montiel Reyes fue designada subsecretaria de Bienestar, en la dependencia que encabeza María Luisa Albores.

ARIADNA Y SU COMADRE

El 30 de marzo del 2019, Ariadna Montiel Reyes estuvo en la ciudad de Chihuahua. La cita fue para bautizar a la hija de Fernando Duarte González e Ishtar Ibarra Barraza. La celebración religiosa fue el la catedral de la capital y el festejo en una casa particular de la colonia Lomas del Santuario.

De acuerdo a la denuncia, este hecho formaliza una relación personal y directa, misma que es motivo de sanción por la Ley General de Responsabilidades Administrativas. Ariadna Montiel, en su facultad de Sub Secretaria de Bienestar, contrató a su comadre Ishtar Ibarra Barraza, para que hiciera trabajos relacionados con personas con alguna discapacidad, sin que existe registro de sus labores.

Pero además en el portal Nómina Transparente que se habilitó por el Gobierno Federal en esta administración actual, Andrés Alberto Duarte González, hermano del delegado regional en Parral; así como sus tías Sandra Luz González y Elsa Luna González; además de su primo Rodolfo González González.

Duarte y su esposa aparecen con sueldos brutos de 73 mil 507 pesos y 60 mil 38 pesos, respectivamente, mientras que el resto de los familiares del funcionario federal con ingresos de más de 10 mil pesos mensuales.

Además aparece en la nómina Areli Ibarra Barraza, cuñada del delegado Duarte. El 14 de febrero del 2019, el presidente de la República mencionó en su rueda de prensa matutina que no se permitiría el nepotismo y amiguismo en ninguna dependencia pública.

Por su parte, Juan Carlos Loera, Delegado Estatal de Programas Sociales, mencionó que abrirá una carpeta en la Función Pública para que se investiguen estas conductas que presumen un ilícito.

Fernando Duarte González sigue laborando en la dependencia, al igual que sus familiares ya mencionados, aunque ninguno de ellos reside en Parral, sino en la ciudad de Chihuahua, según la denuncia que se ha formulado por militantes de Morena ante la SFP.