Estado

Joven encontrado encobijado fue baleado en Rancho de Enmedio Gpe y Calvo

Delincuentes que se lo llevaron dijeron ser sus familiares y no firmaron el alta voluntaria

De la Redacción/El Diario

martes, 12 julio 2022 | 14:52

Parral.- Luego que trascendiera el secuestro del joven internado herido de gravedad en la clínica del IMSS de Parral, más datos continúan dándose a conocer por testigos y hasta este momento la Fiscalía no ha emitido ninguna información oficial.

El hoy occiso fue rescatado por  sujetos que se hicieron pasar por familiares, no firmaron alta voluntaria y se llevaron al joven completamente sedado y lo desconectaron al respirador artificial, por lo que debido a sus condiciones especialistas médicos calculan que su muerte pudo haberse presentado en cuestión de minutos.

Alfredo Escobedo Ramírez de 27 años, había  llegado a esta ciudad procedente de Rancho de En Medio, una comunidad ubicada en el municipio de Guadalupe y Calvo, donde fue herido de bala en aquella comunidad y presentaba impactos por las llamadas "balas expansivas" que causan severos daños  sus víctimas.

Una vez en esta ciudad fue llevado a la clínica del IMSS en donde fue operado y debido a los daños ocasionados por los balazos tuvieron que extirparle un riñón y una buena parte del intestino, dejándolo sedado e intubado.

La tarde del domingo hombres armados  al hospital y  dijeron que eran familiares,  que habían decidido llevárselo para atenderlo en otro sitio.

Sin embargo, los supuestos familiares no firmaron la alta voluntaria que es el protocolo que se sigue en los egresos del hospital, cuando el médico que lo atiende no ha terminado su tratamiento, lo que evita responsabilidades posteriores.

Lo anterior había ocurrido el domingo como al mediodía después  su cadáver fue encontrado en la salida a Chihuahua, a la altura de Maturana, encobijado.

Hasta ahora la fiscalía no ha mostrado posicionamiento en relación a los hechos y tampoco líneas de investigación en relación a los hechos donde fue lesionados y en el segundo evento donde fue sacado del hospital para después ser ultimado.