Estado

Llegaron a comer burritos en Villa Ahumada... ya no llegaron a su destino final

Virginia Márquez Enriquez de 84 años de edad y su hijo Efraín Márquez de 54 de dirigían a Namiquipa y su familia ya los esperaba

Cortesía / Efraín Márquez y Virginia Márquez Enriquez

Mayra Selene González
El Diario de Juárez

jueves, 08 septiembre 2022 | 14:41

Ciudad Juárez— En el accidente ocurrido ayer en Villa Ahumada, Alondra Oaxaca Heras perdió a su abuela y a su tío, ciudadanos americanos que se dirigían a El Terrero, Namiquipa de donde eran originarios y donde su familia ya los esperaba.

Virginia Márquez Enriquez de 84 años de edad y su hijo Efraín Márquez de 54, venían desde las Cruces Nuevo México e hicieron una parada en Villa Ahumada y desde ese  lugar se comunicaron con sus familiares para avisarles que llegaron a comer unos burritos, sin imaginar la tragedia que ocurriría instantes después, comentó Alondra.

“Nosotros estábamos en el trabajo, tenemos un empaque de manzanas y estábamos esperando a que llegaran y de repente eran las 4:00 de la tarde más o menos cuando él le marcó a mi mamá, le dijo que estaban comiendo en Villa Ahumada, le preguntó que si se había ido un señor que estaba empacando ahí y ya mi mamá le dijo que sí y ya fue todo lo que platicaron, como a la media hora le marcó una paramédico, le dijo que le habían pasado el número que su hermano se había accidentado, que tenía golpe severos, un golpe en la cabeza, un brazo quebrado y mi mamá le preguntó que dónde estaba la señora que estaba con él y le dijo que no tenía idea y ya la muchacha le pasó a un paramédico y él le dijo que lamentablemente había fallecido en el instante”, narró.

Virginia falleció en el lugar y Efraín momentos después en el Centro de Salud de Villa Ahumada, mencionaron sus familiares.

“Para ella era como su mamá, vivió con ella desde chiquita”, mencionó el papá de Alondra, a lo cual, la joven de 17 años de edad respondió con la voz entrecortada, “era como mi mamá”.

Cuando sobrevino el accidente, Virginia estaba adentro de la camioneta Pick Up en la que viajaban y Efraín estaba abajo, de acuerdo a la información con la que cuenta su familia en base a testimonios de personas que estaban en el lugar.

Su familia tardó casi tres horas en llegar de Namiquipa a Villa Ahumada y en el lugar aún encontraron todo el caos de lo ocurrido, comentaron.

“Es algo tan inesperado, ahorita estoy todavía en shock, no lo logro todavía entenderlo, asimilarlo, ciertamente lo no vi, no me permitieron verlos, no sé cómo estén y cómo los valla a ver”, expresó la joven.

Dijo que además de haber sido víctimas mortales del accidente, también fueron víctimas del robo de todas sus pertenencias y el dinero que llevaban en sus carteras.

Alondra, su padre y una de sus tías acudieron hoy a las instalaciones de la Fiscalía de Distrito Zona Norte para realizar la identificación de los cuerpos y una vez que les sean entregados, los llevarán a Namiquipa para darles el último adiós acompañados de toda su familia, mencionaron a El Diario.