Estado

¡No dejaremos que se lleven el agua; será un desmadre!

"El Gobierno federal puede resarcir el daño de muchas maneras, solo es que lo quieran y tengan la intención"

El Diario

Luis Fernando González / El Diario

sábado, 06 febrero 2021 | 15:25

Al grito ¡No dejaremos que se lleven el agua o esto será un desmadre!, agricultores, principalmente de la región de Delicias, adscritos a las asociaciones Defensa Nacional del Agua (DNA) y Adelitas, convocaron ayer a una rueda de prensa en las instalaciones de la presa La Boquilla para señalar que no liberarán las instalaciones toda vez que en secuencia vendría la militarización más intensiva que el año pasado por parte del Gobierno federal y entonces la defensa del recurso entraría en una fase aún más complicada y sería prácticamente imposible recuperar el embalse. 

Encabezados por Víctor Balderráin, el grupo de manifestantes refirió como prioridad la liberación de los tres agricultores originarios de La Cruz detenidos el 8 de septiembre por parte de la Guardia Nacional, que exista claridad en el juicio para los agentes de la misma corporación que dieron muerte a Jéssica Estrella Silva Zamarripa y lesionaron de gravedad de su esposo Jaime Torres Esquivel, así como el inicio de un proceso para resarcir el daño provocado por el saqueo de las presas con programas de apoyo efectivos y tangibles. 

"Representamos al grupo de Defensa Nacional de Agua, formado por agricultores que nos dimos cuenta de que las gestiones de nuestros representantes de los distritos y unidades de riego habían sido rebasadas por la intransigencia, sordera, abuso y fuerza del estado", declararon. 

Expusieron que desean que se garantice el buen uso del agua de las presas y que no confían en el Gobierno federal para llevar esto a cabalidad. Por ello, como grupo se han organizado y hay tres ejes fundamentales, que al mismo tiempo son sus objetivos a corto plazo:

- Que se retiren los cargos de los tres presos políticos, apresados desde las manifestaciones del 8 de septiembre porque se trata de gente que trabaja en el campo y no representan peligro para la sociedad. 

- Que se manifieste públicamente por parte del Gobierno federal que se respetará el uso exclusivo de agua de nuestras presas para la agricultura de nuestra región, y

-  Que venga la reparación del daño por la extracción ilegal de nuestras presas, así como los apoyos por los estragos que ha dejado la sequía extrema. 

Hablaron de una serie de datos técnicos sobre los niveles de agua, los afluentes, el pago del tratado y un breve recuento de los hechos que se han dado a lo largo de la lucha en defensa del agua, y enfatizaron en que no hay nada que impida que se inicie el ciclo agrícola, pues ellos no están bloqueando nada, solo resguardan. 

Explicaron que respetan las posturas y gestiones de los presidentes de módulos de riego y demás dirigentes, pero no coinciden en que entregar la presa sea la opción para restablecer relaciones con Conagua, por ello consideran indispensable seguir montando guardias en la presa La Boquilla. 

Sobre la expresión del exdelegado estatal de programas federales y actual candidato de MORENA al gobierno del estado Juan Carlos Loera de la Rosa que en la región Centro Sur se desperdicia hasta 60 por ciento de agua en los nogales señalaron como una tontería que haya dicho que el nogal consume mucha agua. 

Sí consume, pero se siembra lo que se puede por las condiciones y aquí se da bien. Deberían estar orgullosos porque somos uno de los primeros lugares de exportación, mandamos hasta China y Japón".

"En vez de que el Gobierno federal se sienta orgulloso de que producimos y exportamos mucha nuez, haciendo economía, se están quejando de los nogaleros", concluyeron.