Estado

Ocultan gravedad del secretario de Salud

Jesús Enrique Grajeda Herrera permanece hospitalizado desde la semana pasada

El Diario

Miguel Silva
El Diario

lunes, 13 julio 2020 | 22:39

Chihuahua–Las autoridades sanitarias del Estado ocultan la gravedad del estado de salud del secretario Jesús Enrique Grajeda Herrera, quien desde la semana pasada permanece hospitalizado.

Pese a esto, fuentes extraoficiales y allegadas al galeno indicaron a El Diario que durante el fin de semana se solicitó un ventilador mecánico al Hospital Central, específicamente para el doctor Grajeda, quien se encuentra en la unidad de cuidados intensivos del Hospital Christus Muguerza. 

De acuerdo con dichas fuentes, la salud del funcionario estatal se agravó, por lo que se dio la petición y traslado de un aparato de apoyo ventilatorio, mismo que se utiliza en aquellos pacientes que no pueden respirar por sí mismos o tienen alta dificultad para hacerlo.

Ayer lunes, durante la rueda de prensa informativa respecto al desarrollo de la pandemia, los tres médicos que atendieron las preguntas de los reporteros dijeron no tener el reporte del estado médico del doctor Grajeda Herrera, quien en el organigrama oficial es el jefe de todos ellos.

La doctora Leticia Ruiz, subdirectora de Promoción de la Salud, dijo que el último reporte que tenía es del pasado sábado cuando se reportó estable. 

En la citada rueda de prensa participaron Arturo Valenzuela Zorrilla, titular de la Zona Norte; Leticia Ruiz, subdirectora de Promoción de la Salud y Gumaro Barrios, subdirector de Epidemiología y ninguno de ellos pudo responder el cuestionamiento sobre el estado de salud del titular de la dependencia, quien fue internado en el hospital Christus Muguerza del Parque desde la semana pasada luego de que acudiera al hospital para practicarse una tomografía a consecuencia de complicaciones respiratorias. 

Fue ahí cuando le detectaron que era positivo a Covid-19; él mismo lo confirmó el pasado 2 de julio.

El jueves se dio a conocer que, junto con el director ejecutivo de la Secretaría de Salud, Jesús Flores Montana, Grajeda había sido ingresado a terapia intermedia como una medida de prevención para mantener una mayor supervisión, aunque no se reportó que se encontrara grave.

Al día siguiente, las autoridades reportaron una ligera mejoría y que se mantenía estable, dato que mantuvieron durante el sábado y desde entonces ya no se ha informado sobre su condición médica.

En cuanto al lugar en el que el secretario contrajo el virus, se dijo que no hay certeza de dónde pudo haber ocurrido, pues se aseguró que a diario sostenía diversas reuniones de trabajo, por lo que resulta complicado saber el momento y lugar exacto. (Miguel Silva / El Diario)