Estado

Parral: apoyarán por contingencia a empacadores de la tercera edad

Serán apoyados por las mismas empresas con los redondeos de centavos

Esteban Villalobos

lunes, 23 marzo 2020 | 20:32

Hidalgo del Parral.- Empacadores de la tercera edad que trabajan en supermercados en la ciudad y que fueron suspendidos por la contingencia sanitaria, serán apoyados por las mismas empresas a través del redondeo con los clientes.

De acuerdo con los mismos “Cerillitos” la información que se les brindo, en al menos una empresa, fue en el sentido de que se les estará apoyando con recursos obtenidos a través del “redondeo”, durante el tiempo que dure la suspensión de sus labores.

Cabe destacar que al menos, a nivel local, se han visto afectados más de 60 adultos mayores con esta medida.

Los adultos mayores que trabajan como empacadores no son considerados empleados de los supermercados, pues viven de las propinas que los clientes les dan, según el convenio entre el gobierno federal y las empresas, por lo cual la mayoría llegan a trabajar porque quieren sentirse útiles y productivos, pero también porque las propinas les sirven para “complementar su pensión”.

Don José señaló que al igual que él sus compañeros son personas que viven al día y la cuarentena podría quitarles su única fuente de ingresos, por lo que es importante que se les apoye con algo.

Así, los adultos mayores, hombres y mujeres que trabajan como empacadores en las tiendas de autoservicio fueron enviados a casa. La zozobra y la angustia son sus únicas compañeras en esta contingencia que en otros países ha alcanzado dimensiones no previstas.

“Yo no sé qué voy a hacer, porque nos dijeron que nos fuéramos a casa, que no nos preocupáramos, que nuestras propinas serían entregadas íntegras y un poquito más, pero no nos dijeron ni cómo ni cuándo”, explica don Manuel Ramírez, desde hace tres años trabaja en una tienda de autoservicio.

El hombre que rebasa los 65 años de edad sabe que forma parte de la población vulnerable ante el COVID-19, se reconoce temeroso de contraer la enfermedad, sin embargo -señala- también hay temor de pasar la cuarentena con hambre, pues el trabajo que realiza es el único ingreso que tiene para subsistir.