Estado

Pide entrevista, y luego se niega

Silencio de Cuauhtémoc Guerra ante escándalo en Protección Civil

David Piñón/ El Diario
viernes, 05 julio 2019 | 11:00

Chihuahua.- Ante el escándalo en el área de Protección Civil, su aún titular, el capitán Luis Cuauhtémoc Guerra, pidió una entrevista para dar a conocer su percepción de la realidad de lo que ocurre en la dependencia, pero luego se negó con el pretexto de que se han publicado notas que faltan a la verdad.

El funcionario fue buscado vía telefónica para que confirmara su renuncia que difundió el pasado miércoles por la tarde el área de Comunicación Social de Gobierno del Estado, ante lo cual pidió mejor una entrevista personal, que él mismo fijó a las 12:30 de la tarde del jueves, pero en el lugar y hora indicada, optó por negarse a ser entrevistado.

Desde el pasado lunes, El Diario publicó información y un video donde el anterior vocero de Protección Civil, Fabián Soto, denunciaba un manejo irregular de Protección Civil.

Soto reseñó su paso por la dependencia en la actual administración estatal y entre otras cosas aseguró que Guerra Chacón no actuó contra posibles actos de corrupción de la gestión pasada.

Además en el video insertó audios de reuniones de los funcionarios del área encabezados por el capitán, donde éste hace señalamientos al gobernador Javier Corral y a la presidenta del DIF.

Por ello fue buscado el capitán Guerra desde esa fecha, pero se negó a recibir llamadas. Vía WhatsApp, a las 15:42 horas del lunes, luego de no obtener respuesta por teléfono y su búsqueda personal en las instalaciones de Protección Civil, se le solicitó atender una llamada.

Guerra respondió hasta el día siguiente, martes 2 de julio, a las 7:45 horas, ofreciendo una cita para tomar un café y platicar. Pero pidió que fuera otro día, pues ese lo dedicaría a atender un asunto personal y familiar urgente. La comunicación quedó abierta y pendiente para cuando estuviera disponible.

El miércoles 3 de julio a las 16:23 horas se le buscó de nuevo, luego de que horas antes una versión extraoficial de su renuncia surgiera. Se le cuestionó vía mensaje de texto por WhatsApp si se podía dar por confirmada su renuncia, en vista de que ya se había filtrado esa versión. Su respuesta textual fue: “Pues al día de hoy yo no he presentado la dimisión a mi puesto, a menos claro, que ud me diga que ya ordenaron mi cese. Me puede compartir quien le filtró ese dato, pues hoy he despachado de manera normal”. Al capitán se le envió posteriormente Luis Cuauhtémoc Guerra una confirmación que llegó minutos después, de la Coordinación de Comunicación Social Estatal, sobre su separación del puesto a partir del 15 de julio.

“Aún no hay nada de eso”, fue su respuesta.

Se le insistió en que tomara una llamada para ampliar la información de lo que ocurría, en vista de que ya se había oficializado su dimisión, pero él la negaba.

“Pues no cree ud que sería mejor una entrevista?”, cuestionó en la conversación informal, que se transcribe tal cual, incluidas faltas de ortografía y sintaxis. Obviamente se aceptó la entrevista y se le pidió que eligiera lugar y hora.

Él la fijó para el jueves (ayer) a las 12:30 horas. El capitán Guerra tuvo un retraso de unos minutos de la hora acordada.

Al momento del encuentro en su oficina señaló que no daría entrevista, aduciendo que las publicaciones de El Diario faltaban a la verdad y como prueba mostró la conversación por WhatsApp donde él había escrito algo y no había salido publicado tal cual, pues se había omitido una abreviatura (la de Usted) al párrafo textual que mandó el día anterior.

Mostró la nota de El Diario que según él faltaba a la verdad, donde se encontraba la omisión del “ud” en letras minúsculas.

Se le explicó que era una cuestión de redacción, pero insistió en que eso era faltar a la verdad desde su punto de vista y se negó insistentemente a dar la entrevista.

También se le insistió en que lo hiciera para aclarar lo que ocurría en el área a su cargo e incluso se le ofreció que podría revisar antes lo que se publicaría, aunque ello no fuera una práctica habitual u ordinaria en el ejercicio periodístico.

Se negó de forma recurrente a la entrevista con el argumento de la modificación del mensaje que había enviado, aún cuando se le pidió hacerla porque de lo contrario no se podría conocer a fondo la situación y problemas que enfrenta la dependencia estatal, así como lo correspondiente a su renuncia, confirmada de forma oficial por el Gobierno del Estado.


[email protected]