Estado

Rechazo a la mina ‘tapiza’ Samalayuca

'No a la mina', 'la mina contamina' y 'Samalayuca no quiere la mina', se lee en cartulinas adheridas en tiendas de abarrotes

Iris González/El Diario
domingo, 20 octubre 2019 | 06:46

Con letreros pegados al exterior de casas y negocios, habitantes de Samalayuca rechazan la construcción de la mina en ese poblado. 

“No a la mina”, “la mina contamina” y “Samalayuca no quiere la mina”, se lee en cartulinas adheridas en tiendas de abarrotes y restaurantes ubicados frente a la presidencia municipal.

Los pobladores comentan que están en contra de la mina de cielo abierto debido a se agravará la falta de agua que ya enfrentan, además de que se contaminará el aire que respiran.

La capacidad de extracción de la mina será de 4 mil toneladas diariamente a cielo abierto, lo que de acuerdo a pobladores, generará contaminación al ambiente por las explosiones.

“De por sí está difícil respirar con tantos aires que hay aquí, imagínese la contaminación que va a causar la mina si se construye a cielo abierto”, comentó una pobladora que prefirió el anonimato.

“Es poca el agua que tenemos aquí en el desierto y para batallar todavía más ¡claro que estamos en contra de que se construya!”, agregó otra mujer también de manera anónima.

Desde la entrada al poblado hasta donde termina la avenida principal hay letreros de protesta en tiendas, casas y puestos. 

La empresa canadiense VVC Exploration Corporation invertirá 4 mil millones de dólares en la primera mina de la unidad Samalayuca Cobre S.A. de C.V., que generará mil 200 empleos en beneficio de la población de ese ejido.

Aunque se mencionó que en una primera etapa la mina generará 90 empleos directos, los habitantes del poblado rechazan trabajar en ella.

“Lo mismo nos dijeron cuando se construyó la planta de la CFE, que iba a haber trabajo para todos, pero pregúntele a la gente a ver cuántos de aquí de Samalayuca trabajan ahí”, apuntó otra de las vecinas.

Incluso culpan al presidente del poblado, Javier Meléndez Cardona, de beneficiarse personalmente con la construcción de la mina.

“Es el único que tiene interés de que se haga por toda la oportunidad de negocio que vio”, dijeron. 

También comentaron que las explotaciones para la construcción comenzaron en días pasados, aunque de acuerdo con Javier Meléndez Cardona, estas llevan haciéndose desde hace nueve años.

En los alrededores de la mina se observan líneas de cal que delimitan algunos caminos, además de que hay banderas, aunque el presidente seccional insistió que estos estudios topográficos no son recientes.