Estado

Reclaman por retiro de 12 cruces rosas

Madres de víctimas de feminicidio las colocaron en marzo pasado

Hérika Martínez Prado / El Diario de Juárez / El pasado 7 de marzo familiares durante el evento de colocación
Carlos Sánchez / El Diario de Juárez / Así se encontraba el sitio ayer

Hérika Martínez Prado / El Diario de Juárez

miércoles, 29 diciembre 2021 | 05:00

Ciudad Juárez.— La Red Mesa de Mujeres reclamó ayer el retiro de las 12 cruces rosas que fueron colocadas en la entrada de Ciudad Juárez en marzo pasado por las madres de mujeres víctimas de feminicidio. 

“Sentimos indignación. ¿Qué quieren ocultar quitando las cruces?”, reclamó Yadira Cortés, coordinadora de Acompañamiento Psico-emocional de la organización que trabaja a favor de las mujeres y que apoya a las madres de víctimas de casos como el Arroyo El Navajo. 

El domingo 7 de marzo, en el marco del Día Internacional de la Mujer que se conmemora cada 8 de marzo, las propias madres las colocaron frente a las letras “Bienvenidos a la Heroica Ciudad Juárez”, las 12 cruces de manera que ellas mismas pintaron de rosa durante varios días, por lo que durante nueve meses fueron observadas por los visitantes al llegar a la ciudad. 

Acompañadas por activistas, académicas y feministas, ese día las mandres colocaron en Ciudad Juárez 27 cruces rosas en honor a las víctimas que desaparecieron en esta frontera y luego fueron encontradas sin vida en el desierto del Valle de Juárez, la mayoría de ellas en el área conocida como arroyo El Navajo. 

Las primeras 12 se colocaron en la entrada de la ciudad, tres más en el exterior de la Fiscalía General del Estado Distrito Norte (FGE) y las 12 restantes en el Memorial Campo Algodonero.

“Las cruces no dañan la imagen de la ciudad, lo que se necesita son políticas públicas para prevenir la violencia”, demandó la activista que el pasado 20 de diciembre acompañó a Norma Laguna, madre de Idalí Juanche Laguna y Susana Montes, madre de María Guadalupe Pérez Montes, ambas víctimas de desaparición, trata y feminicidio, ante la Comisión Edilicia de la Mujer y Equidad de Género, a la cual le pidieron que solicite al Cabildo de Juárez la construcción de un memorial para las víctimas del arroyo El Navajo, en el Valle de Juárez. 

Laguna dijo que cada vez que acuden al arroyo El Navajo encuentran vandalizadas las cruces rosas que colocaron en el lugar donde fueron localizadas sin vida sus hijas, por lo cual desean que se tenga un memorial que dignifique la vida de las víctimas. 

“Sólo encontramos hierba y las cruces destruidas, no hay un lugar digno donde llegar y queremos algo bonito donde recordarlas. No queremos algo grande pero sí un lugar donde visitarlas”, relató la madre. 

La petición es que se vuelvan a colocar las cruces en la entrada de Juárez y que se construya el memorial en el Valle de Juárez, el cual visibilice el hecho para que se tomen acciones de prevención, señaló Cortés. 

Las cruces rosas del feminicidio se deben a Voces sin Eco, la primera organización compuesta únicamente por madres y familiares de víctimas en Ciudad Juárez.