Estado

‘Serrucha’ Estado calidad de obra en Juárez

Modifican proyecto por uno sin garantía y al mismo costo; cambian de paso a desnivel a puente

Javier Olmos
El Diario de Juárez
sábado, 10 agosto 2019 | 12:04
Omar Morales/El Diario de Juárez

Ciudad Juárez— La Secretaría de Comunicaciones y Obras Públicas (SCOP) del Estado reemplazó la construcción de un paso deprimido en la avenida De las Torres por un puente elevado de menor calidad, sin garantía y al mismo costo.

El proyecto modificado, a construirse en el cruce con el bulevar Zaragoza, carece de vueltas a la izquierda y prohíbe el paso al transporte de carga y vehículos de emergencia.

Además mantiene largos tiempos de traslado y no reduce significativamente accidentes entre vehículos y peatones, indica el “Análisis comparativo de dos propuestas para la intersección avenida De las Torres-bulevar Zaragoza”, realizado por la Subsecretaría de Obras Públicas de la Frontera en julio pasado.

A pesar de las diferencias, el secretario de Obras Públicas, Gustavo Elizondo, dijo que el proyecto costará lo mismo, alrededor de 95 millones de pesos que se financiarán con recursos del Fideicomiso de Puentes Fronterizos de Chihuahua.

La obra es una de las siete que el Estado tiene contempladas a ejecutar durante éste y el siguiente año en la avenida De las Torres.

Elizondo justificó el cambio de proyecto debido a que, dijo, la obra inducida que implicaba la primera estructura “era demasiado complicada”.

La dependencia optó por construir un puente elevado que no tiene garantía, cuesta lo mismo y además incumple con el Plan Regulatorio para el Transporte de Carga elaborado por el Instituto Municipal de Investigación y Planeación (IMIP) en 2015 y con lineamientos de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT), muestra el documento del cual El Diario tiene una copia.

Pensado el puente para reducir accidentes viales, el análisis indica que la disminución, con la segunda propuesta, no sería significativa.

La “propuesta 1”, como se identifica en el esquema, ofrece una altura de 5.5 metros, tres carriles por sentido, un carril inferior para el sistema de transporte BRT (semimasivo) y reduce los tiempos de traslado.

En tanto que la “propuesta 2” ofrece una altura de 4 metros, dos carriles por sentido y un carril para BRT a nivel en cruce semaforizado, lo que aumenta el índice de accidentes con los peatones y también el tiempo de traslado, advierte.

El análisis indica que en ese cruce se registran al día 68 conflictos entre vehículos y 32 entre vehículo y peatón. La propuesta por la que se optó establece que, de construirse el paso elevado, los incidentes disminuirían a 56 y 28, respectivamente.

Sin embargo, la primera opción de construir un paso deprimido pretendía mejorar esos indicadores con 30 conflictos entre vehículos y 20 entre vehículos y peatones.

La altura de 4 metros contraviene los lineamientos de la SCT, dice el mismo documento elaborado por la SCOP.

“La propuesta 1 permite vehículos de carga en carriles centrales y laterales, en tanto que la segunda impide el paso de vehículos de carga por el centro y sólo en carriles laterales”, se lee.

Asimismo, que la propuesta 1 no necesita un estudio complejo, se cuenta con aforos vehiculares y simulaciones; mientras la segunda “no cuenta con los estudios necesarios para implementación de carriles de alta ocupación HOV (High Occupancy Vehicle)”.

La propuesta 1 permite la implementación de carriles HOV sin ninguna restricción de paso a vehículos de carga, mientras que la que finalmente se aceptó admite la implementación de carriles HOV pero desfavorece a los vehículos de carga al limitar el tránsito con un gálibo de 4 metros, agrega.

El paso deprimido ofrecería la posibilidad de girar a la izquierda por medio de vueltas ‘U’ indirectas, lo que no sucederá con el puente.

De acuerdo con el análisis, en el cuerpo norte sur de la avenida De las Torres se registra un tránsito diario promedio de 45 mil 500 vehículos y 32 mil 500 en el cuerpo contrario. La vía es considerada como una de las intersecciones más conflictivas.

El estudio muestra que de aceptarse la primera propuesta, en esa avenida se generarían filas para pasar el crucero de 84 metros al sur y 104 al norte, mientras que en el caso del bulevar Zaragoza, 94 metros al poniente y 54 y 92 metros al oriente.

En la propuesta 2, en cambio, habrá filas en De las Torres de 226 metros al sur y 244 metros al norte; en tanto que en el bulevar Zaragoza de 139 metros al poniente y 199 metros al oriente.

“La propuesta 1 permite la implementación de carriles de HOV. En caso de que el programa fracase, se puede retirar la infraestructura instalada (pintura, barreras, cámaras, etc.) y reintegrase a la estructura vial. Es totalmente reversible”.

Mientras que en la propuesta 2, sentencia: “en caso de que el programa no cumpla con las expectativas esperadas (no existe un estudio previo para avalar sus resultados) es imposible la modificación de la obra construida, es totalmente irreversible”.

El cambio de proyectos fue autorizado por el Comité Técnico del Fideicomiso en mayo pasado. En ese entonces, el representante de la Asociación de Transportistas de Ciudad Juárez, Manuel Sotelo, se opuso al señalar que contraviene los lineamientos de la SCT.

El líder empresarial señaló que con la construcción del puente las autoridades dejarán fuera al transporte de carga, a pesar de que la tendencia de crecimiento del Transporte de Carga en la Red Vial entre el año base y la proyección a largo plazo (2030) establece que esas vialidades mostraron el mayor incremento de tránsito de carga.

“El diagnóstico muestra altos índices de vehículos de carga articulados circulando por Ciudad Juárez (un 33% del total de vehículos), lo cual es atribuible en gran parte al millón 200 mil cruces fronterizos anuales realizados por los vehículos de carga en la mancha”, se lee en el mismo análisis. 

[email protected]